Inicio » Promueve Cáritas derechos de indígenas y migrantes en DF

Promueve Cáritas derechos de indígenas y migrantes en DF

Por la Redacción

La ausencia de proyectos que consideren en forma integral el mejoramiento de la calidad de vida viola los derechos que corresponden a ciudadanos e indígenas en particular, señaló la directora de la organización Cáritas Hermanos Indígenas y Migrantes, A.C. (CHIMAC), Laura Elisa Villasana Anta, informa dicha institución en un boletín.

El primer derecho que no se cumple para migrantes e indígenas, en un sistema como en el que vivimos, es el derecho a vivir una vida con dignidad, lo que incluye un techo digno, alimentación adecuada, trabajo seguro, recreación, cultura y descanso.

Ante esta situación, explicó Villasana, CHIMAC lleva a cabo el proyecto Profundización en la Formación de Derechos Humanos y Procuración de Justicia, a través del Modelo Educativo de Intervención en Derechos Humanos (MEIDH), destinado a Población Indígena y Migrante en el Distrito Federal, trabajo financiado por la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal (CDHDF) y el Instituto Nacional de Desarrollo Social (Indesol).

El Modelo fue concebido como respuesta a los problemas que padecen indígenas y migrantes en esta ciudad. En las escuelas niñas y niños indígenas sufren discriminación, las y los migrantes padecen falta de atención de calidad al interponer una queja y es notoria la ausencia de proyectos de atención y capacitación a esta población, por ejemplo, dice.

Y esto sucede, a pesar de que el Artículo 4º de nuestra Constitución establece que México es un país pluriétnico y multicultural, porque la carta magna nunca aterriza en una ley reglamentaria que le dé vida para que pase de ser sólo una declaración.

Además, el Artículo 2 quedó coartado respecto a lo que plantean los pueblos indígenas para ser considerados como sujetos de derechos y no como objetos de atención, de tutela, señaló.

Y el Convenio 169 de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), que establece el derecho de los pueblos indígenas a ser considerados para cualquier decisión que les incumba, tampoco se cumple.

En la Ciudad de México muchos funcionarios y servidores públicos no conocen esto ni les interesa conocerlo, así que violan flagrantemente los derechos de indígenas y migrantes, especialmente infantes y mujeres, agregó.

CHIMAC

Cáritas Hermanos Indígenas y Migrantes, A.C. es un organismo que surgió en el año 2001 con el propósito de brindar atención a población indígena migrante que radica en la Ciudad de México, a través de la generación de modelos orientados a grupos, organizaciones, familias e individuos provenientes del interior de la República que tienen como proyecto de vida instalarse en la urbe.

Actualmente CHIMAC trabaja con aproximadamente 30 organizaciones legalmente constituidas. Su experiencia sobre la capacitación, que logra trascender la forma de vida de las personas, se sistematizó en el Modelo de Educación de Intervención en Derechos Colectivos y Derechos Humanos para población indígena y migrante en la Ciudad de México.

Dicho Modelo ha permitido a CHIMAC impulsar la formación y trayectoria de defensores de los derechos humanos, principalmente de la lucha contra la discriminación, la exclusión, la marginación y el incumplimiento de los derechos universales.

De acuerdo con Villasana Anta, El Modelo tiene como objetivo a la gente que emigra a la Ciudad de México y a otras partes del país, pues la migración no se va a detener, al contrario, va a crecer, lo mismo que la pobreza y la indefensión como práctica reiterada, lamentó.

Con base en lo anterior, subrayó la necesidad de generar procesos a través de los cuales esta población se apropie de sus derechos y los defienda.

El proyecto logró que CHIMAC se acercara a 500 personas aproximadamente, a través de tres cuadernillos de apoyo al MEIDH, lo mismo que una cartilla portátil sobre derechos humanos, las instancias de apoyo y lo que se debe tener en cuenta al denunciar una violación de derechos humanos por autoridades o particulares.

También permitió la realización de talleres de capacitación de unos 25 promotores comunitarios, bajo la figura de personas de confianza, ante la escasez de abogados interesados en la población indígena migrante, lo mismo que de recursos destinados a su defensa.

Por quinto año consecutivo la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal (CDHDF) y el Instituto Nacional de Desarrollo Social (Indesol) apoyaron económicamente a 19 organizaciones civiles, a través del Programa de Coinversión Social 2006, que participaron en el Proyecto de Fomento a Iniciativas Ciudadanas en Materia de Educación y Promoción de los Derechos Humanos en el Distrito Federal.

El objetivo del Proyecto es desarrollar modelos de corresponsabilidad entre el gobierno y la sociedad, que impulsen la educación, promoción y difusión de los derechos humanos en la capital.

07/GG

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más

A %d blogueros les gusta esto: