Inicio Recorrerán más de 4 mil kms en busca de sus hijas migrantes

Recorrerán más de 4 mil kms en busca de sus hijas migrantes

Por Gladis Torres Ruiz
marchadignidadnacional01cesarmtz

Luego de 12 años de haber visitado nuestro país por primera ocasión, hoy llegó al estado de Tabasco la “Caravana de Madres Centroamericanas de migrantes desaparecidos en su tránsito por México”.
 
En entrevista telefónica, la defensora de los derechos de las y los migrantes Elvira Arellano, informó que la caravana llegó a las 10 de la mañana a la localidad de El Ceibo, Tabasco, para iniciar desde ahí el recorrido de la ruta migrante de México, y buscar a las y los familiares que salieron de su hogar, algunos hace meses y otros hace ya varios años.
 
Entre las personas desaparecidas están mujeres jóvenes que salieron de El Salvador, Nicaragua, Honduras y Guatemala en busca de mejorar sus condiciones de vida, pero que probablemente cayeron en manos de las redes de trata.
 
En 2009 Emeteria Martínez, madre hondureña de 74 años, encontró a su hija luego de 21 años de búsqueda, quien le contó que había sido víctima de diversos delitos como la trata de personas.
 
Elvira Arellano agregó que doña Eme, como le dicen de cariño, ahora viaja en la caravana porque “adoptó la causa de otra mamá” y viene buscando a una joven desaparecida. Agregó que las madres buscan a sus familiares con la esperanza de volver a ver a sus hijas e hijos, ya que gracias a la caravana realizada en 2010 “logramos recuperar a cuatro migrantes desaparecidos, todos ellos hombres”.
 
Rubén Figueroa, integrante del Movimiento Migrante Mesoamericano, señaló a esta agencia de noticias que la ruta migratoria en México es muy peligrosa, toda vez que las personas en tránsito irregular sufren asaltos y secuestros, y padecen la incertidumbre de llegar con bien a su destino.
 
Apuntó que un gran número de las madres que viajan en la caravana vienen en búsqueda de mujeres jóvenes. Precisó que en los casos de mujeres se dificulta aún más la búsqueda, ya que la mayoría son víctimas del crimen organizado que las tratan de manera laboral y sexual.
 
Figueroa aclaró que si bien no tienen un número exacto de las madres que buscan mujeres jóvenes, sí sabe que las pistas que tienen apuntan a la trata de personas.
 
El activista abundó que hasta el momento no hay un caso reciente de alguna mujer migrante recuperada, pero las madres vienen con la esperanza de encontrar a sus hijas.
 
Añadió que ante la violencia que priva en el país y lo peligroso de la ruta, se solicitó al gobierno federal y a los estados por donde transitará la caravana que se brinde la seguridad necesaria para realizar sus actividades de búsqueda.
 
Las mujeres visitarán albergues de la ruta migratoria y plazas públicas, donde solicitarán información y mostrarán las fotografías de sus hijas e hijos. Otro de los objetivos es “hacer conciencia en el pueblo mexicano del sentimiento que tienen las madres al haber perdido a sus hijos en tránsito por este país”, señaló Figueroa.
 
La caravana viajará 19 días en dos autobuses por 23 localidades en 15 entidades federativas: Tabasco, Veracruz, Tamaulipas, Coahuila, Nuevo León, San Luis Potosí, Guanajuato, Querétaro, Tlaxcala, Puebla, DF, Oaxaca, Estado de México, Chiapas e Hidalgo. Recorrerá más de 4 mil 600 kilómetros para exigir al gobierno mexicano un trato justo para las y los migrantes.
 
“Que exista en México una política de prevención del secuestro y asesinato de migrantes, ya que estas son las razones principales de las desapariciones. Hasta el momento las políticas migratorias del país no ayudan en nada para detener este fenómeno que se estima asciende a entre 70 mil y 80 mil migrantes desaparecidos en lo que va del sexenio”, afirmó el activista.
 
José Jacques Medina, también integrante del Movimiento Migrante Mesoamericano, explicó que este 2012 se cumplen 12 años de que las madres de migrantes viajan a México en busca de sus familiares. Recordó que en el año 2000 las primeras mujeres pasaron la frontera y realizaron su búsqueda sólo en Chiapas.
 
Posteriormente la caravana se fortaleció y en 2006 el obispo Luis Ángel Nieto realizó un recorrido desde EU a Centroamérica, para saber por qué las y los migrantes nunca regresaban a sus hogares ni llegaban a su destino.
 
Medina detalló que en 2007 la Caravana de Madres llegó por primera vez al DF, y a partir de ahí el territorio de búsqueda se ha ampliado año con año, así como el apoyo y acompañamiento a las mujeres que buscan a sus hijas e hijos.
 
12/GTR/RMB

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más

Skip to content