Inicio Riesgo de que en la Cumbre Mundial se condicione el derecho a la salud

Riesgo de que en la Cumbre Mundial se condicione el derecho a la salud

Por la Redacción

Organizaciones de mujeres presentes en la Cumbre Mundial de Desarrollo Sostenible en Johanesburgo defendieron los derechos humanos de la población femenina ante el peligro de que el párrafo 47 de la declaración final condicione el derecho a la salud y los servicios médicos conforme a las leyes nacionales y los valores culturales y religiosos.

Las organizaciones abogaron esta mañana porque el párrafo en cuestión elimine esas referencias; por el contrario, que establezca que los derechos de las mujeres deben impulsarse “de conformidad con todos los derechos humanos y las libertades fundamentales”.

Daphne Roxas, de la Red de Mujeres Asiáticas en Género y desarrollo, sostuvo en un comunicado enviado a cimacnoticias, que la redacción actual del párrafo 47 es sumamente peligrosa porque desconoce que los derechos de las mujeres son derechos humanos, además de que coloca a la población femenina en riesgo ante la posibilidad de que las Naciones Unidas (ONU) avale leyes culturales que promuevan la mutilación genital, los matrimonios forzados, los crímenes de honor y otras prácticas dañinas para las mujeres.

Por su parte June Zeitlin, de la Organización de Mujeres por el Desarrollo y el Medio Ambiente (WEDO), denunció el aumento de religiosos que cabildean por la postura promovida por el Vaticano, la delegación de Estados Unidos y los países islámicos, contraria a los derechos humanos de las mujeres.

Esta mañana las mujeres organizadas, encabezadas por la excomisionada de la ONU para Derechos Humanos, Mary Robinson, se manifestaron en la sede de la Cumbre en Sandton Center para presionar a las delegaciones participantes. En sus pancartas acusaron a la cumbre de querer eliminar sus derechos humanos y de su intención de retornar al siglo pasado.

Entrada en su fase final la cumbre arrojará una declaración y un programa de acción para los próximos 10 años; ambos documentos se fundamentan en una evaluación de lo que ha sucedido en esta última década, desde la Cumbre de la Tierra en Río de Janeiro, en 1992.

En aquella ocasión los párrafos 20 y 24 de la declaración reconocían que las mujeres tienen un papel clave en el desarrollo sostenible, por lo que recomendaban medidas para garantizar su participación y sus derechos. Las sucesivas conferencias, la de Viena, la Cumbre de Desarrollo Sostenible y la de Beijing reconocieron que los derechos de las mujeres son humanos, por lo tanto protegidos por los derechos humanos universales.

       
atención
información producida por cimac, comunicación e información de la mujer
disponible para periodistas y medios de comunicación impresos y electrónicos
por favor citen la fuente

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más