Inicio Sojourner Truth (Búsqueda de la Verdad)

Sojourner Truth (Búsqueda de la Verdad)

Por Erika Cervantes

Cada vez que se evoca la lucha por la abolición de la esclavitud o la defensa del voto de las mujeres en Estados Unidos de Norteamérica, el nombre de Sojourner Truth es recordado.

La historia de Sojourner Truth habla de una mujer afroamericana que vivió en el esclavismo y fue capaz levantar la voz para hacer que ésta se oyera muchos años antes que la población afroamericana obtuvieran el estatus de ciudadanía en Estados Unidos.

Sufragistas blancas como Lucretia Mott o Elizabeth Cady Stanton utilizaron el término de esclavitud moral al establecer una analogía entre el sometimiento al varón blanco de los esclavos negros por su color de piel y el de las mujeres por su sexo.

Esta equiparación fue rechazada por las activistas feministas-abolicionistas negras como Sojourner Truth –esclava liberada del estado de Nueva York- al invisibilizar las diferencias entre mujeres blancas y negras. De esta forma se advertía sobre el “falso universalismo” de la solidaridad sufragista que asumía como sujeto a la mujer blanca.

Sojourner Truth exigió la extensión de la igualdad también a las mujeres negras que como ella no se sentían identificadas en los discursos que interpelaban a la Mujer. La domesticidad y el “culto a la verdadera feminidad” victoriana –objeto de alabanzas y denostaciones- se limitaban a las mujeres blancas y Sojourner Truth se preguntaba: “¿Y acaso no soy yo una mujer”.

La unión negros del sur-mujeres blancas del norte se había construido a costa de silenciar e invisibilizar a las mujeres negras.

En una convención sobre los derechos de la mujer celebrada en Ohio en 1851, ante las afirmaciones de un clérigo sobre la inteligencia de conceder derechos civiles a “esas criaturas físicamente desvalidas que son las mujeres”, Sojourner subió al estrado y señaló: “Ese hombre dice que las mujeres necesitan ayuda para subir a los carruajes o salvar obstáculos, y que en todas partes se les ceden los mejores sitios. A mí nadie me ayuda a subir a los coches ni a saltar los charcos, ni me ofrece su asiento… y ¿acaso no soy una mujer? ¡Miren este brazo! Con él he arado, sembrado y recogido cosechas, sin ayuda de ningún hombre… Y ¿no soy acaso una mujer? He sido capaz de trabajar y –cuando podía- de comer tanto como un hombre, y ¡también de aguantar el látigo! Y ¿no soy acaso una mujer?”

Sojourner Truth nace en 1797 en el Condado De Ulster, Nueva York. Su verdadero nombre fue Isabella, hija de una familia de esclavos bajo las órdenes de un amo holandés.

Sojourner Truth (Isabella) es vendida a la edad de 11 años a una familia inglesa que la obliga aprender inglés a través de castigos.

Un tercer amo, Juan Dumont, la obliga a casarse con un esclavo llamado Thomas. Thomas e Isabella tuvieron cinco hijos.

Isabella permaneció en la granja de Dumont algunos meses antes de que el estado de Nueva York aboliera esclavitud en 1828. Dumont había prometido la libertad de Isabella al año antes de la emancipación del estado. Cuando Dumont incumple en su promesa, Isabella huye lejos con su hijo pequeño.

A su llegada a New York, Isabella trabaja como mucama para varias comunidades religiosas.

En 1843 Isabella, inspirada por una revelación espiritual, cambia su nombre a Sojourner Truth e inicia su recorrido por la isla de Manhatan predicando hasta alcanzar Connecticut.

Después de meses del recorrido, llegó en Northampton y fundó la comunidad utópica “La asociación de Northampton para la educación y la industria”, donde trabajó al lado de abolicionistas como Guillermo Lloyd Garrison y Frederick Douglass. Sojourner Truth dicto sus memorias como esclava en 1850, compiladas en el libro Un Esclavo del Norte.

Tras asistir a la Convención Nacional de Mujeres de 1850 en Worcester, Massachusetts, Sojourner Truth adhirió a la causa de los derechos de la mujer. Durante la convención habló sobre su vida como esclava, en iguales condiciones que el hombre -arando la tierra y sembrando los campos-, y de cómo dio a luz cinco hijos para luego ver cómo a casi todos los vendían como esclavos.

Después de que la guerra civil terminó, Sojourner Truth trabajó de manera incansable para ayudar a los esclavos meridionales recién liberados; ella procuró solicitar al Congreso dar a los ex esclavos la tierra en el “nuevo oeste”.

En 1883 muere en Battle Creek, Michigan, heredando su lucha incansable por la libertad y la igualdad para las mujeres afroamericanas.

04/EC/GMT

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles.Acepto Leer más

Skip to content