Inicio Una década de rezago a nivel mundial en uso de anticoncepción

Una década de rezago a nivel mundial en uso de anticoncepción

Por la redacción

En la última década se ha registrado un estancamiento en los servicios de anticoncepción a nivel mundial, debido a que ni el sector público ni el privado, han podido satisfacer la demanda de las usuarias.

Así lo señala el artículo “Tendencias en programas nacionales de Planificación Familiar, 1999, 2004 y 2009”, publicado en septiembre por el instituto de investigación Alan Guttmacher.

El instituto, especializado en salud sexual y reproductiva, señaló que la oferta de programas nacionales de planificación familiar en distintas regiones, se encuentra rezagada con respecto a la demanda de la población para acceder a estos servicios.

En promedio, dice, estos programas incrementaron su oferta en 4 por ciento en los últimos años y en algunos países apenas si cubre 50 por ciento de las habitantes que requieren de estos servicios.

En la investigación realizada por John Ross y Ellen Smith, se analizó el sistema de salud de 81 países en vías de desarrollo, entre los cuales se encuentra México.

Las diferencias significativas que se encontraron en la cobertura de servicios entre los países analizados, están relacionadas con la capacidad económica y la política de salud pública implementada en las naciones estudiadas.

En 2009, Asia tenía la mayor cobertura en programas de salud registrando un 61 por ciento, seguido por el nor-este de África que contaba con 57 por ciento.

La cobertura de Latinoamérica en general, es baja, lo que obedece a que muchos de los servicios brindados no responden a políticas gubernamentales sino a servicios prestados por organizaciones civiles o del sector privado.

Por el contrario, los países que registraron un nivel más alto en la oferta de estos servicios, tienen un liderazgo en programas de planificación integral basados en la prevención y distribución de métodos anticonceptivos, cuentan con personal que visita los hogares, y sus programas están sometidos a una constante supervisión.

De acuerdo con la investigación, la consecuencia de la baja cobertura ha ocasionado que cada vez más familias no puedan planificar el número de hijos que desea tener, al mismo tiempo, los nacimientos son más cercanos entre sí, lo que incrementa el riesgo de mortalidad infantil.

Los autores también determinaron que 83 por ciento de los programas a nivel mundial van encaminados a incrementar la salud de las mujeres y evitar los nacimientos no deseados, mientras el resto de ellos tienen como objetivo reducir la fecundidad en mujeres jóvenes.

11/AZM/LGL

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles.Acepto Leer más

Skip to content