Inicio » Violencia social y de pareja orilla a las mujeres a migrar

Violencia social y de pareja orilla a las mujeres a migrar

La violencia social y familiar obligó a dos mujeres –ambas con sus hijos– a huir a la capital de este estado, y por ahora se refugian en el albergue la Casa del Peregrino, donde reciben casa y comida.
 
Una de estas mujeres refugiadas en ese albergue –que apoya a  migrantes del mismo estado e incluso de origen centroamericano desde hace 27 años– es Rosalba Cadena Corrales, de la etnia rarámuri, quien llegó a esta ciudad luego de que le secuestraron durante un mes a su hijo de 18 años.
 
Rosalba, de 35 años, y su hijo son originarios de la localidad de Piedras Verdes, municipio de Urique. El joven fue secuestrado presuntamente por un grupo de criminales que operan en la región.

Cadena Corrales narró que cuando el joven regresó a la comunidad, llegó con trastornos psicológicos: “Mi hijo no se acuerda de nada, yo creo que le dieron algo; dice que se lo llevaron con la intención de ponerlo a trabajar, pero nunca le pagaron. Desde que regresó no puede dormir y llora mucho, siempre se va a llorar al monte”.
 
Por ello, Rosalba decidió viajar a la capital de Chihuahua para que su hijo fuese atendido por un psiquiatra, lo cual fue posible a través del Seguro Popular, y debido a que su situación económica es insostenible esta mujer se vio en la necesidad de albergarse en la Casa del Peregrino, donde le brindan hospedaje y tres comidas al día de manera gratuita.    
 
No obstante, esta situación violenta no fue la única que recayó en la familia Cadena, ya que en días recientes la hija mayor de Rosalba fue víctima de un intento de violación sexual cuando un sujeto pretendió entrar a su casa a la medianoche.
 
Al percatarse de lo sucedido, parientes y vecinos golpearon al delincuente. Posteriormente la familia huyó “al monte” y pasó hambre durante tres días al no conseguir alimento.
 
Fue en ese momento cuando Rosalba y los 20 integrantes de su familia decidieron migrar; la mayor parte se fue a Sinaloa, mientras que ella llegó a la capital luego de dejar a sus dos hijas con una tía.
 
Por ser analfabeta, Rosalba decidió no interponer una denuncia por los delitos contra su familia. Ahora lo que esta mujer desea es llevar a su mamá a visitar a sus sobrinas de 2 y 3 años de edad radicadas en Sinaloa, quienes quedaron huérfanas cuando un comando armado asesinó a su padre en 2012.
 
AGRESIÓN INTRAFAMILIAR
 
Si Rosalba huyó de la violencia de presuntos grupos criminales, Alicia Valencia Rivera lo hizo de los golpes de su marido. Ella también se encuentra en la Casa del Peregrino.
 
Alicia es originaria de Jalisco, pero decidió migrar a la capital de este estado luego de que una pelea a golpes con su ex pareja la obligara a abortar.
 
Ella llegó a Chihuahua a poner una demanda contra su ex pareja en la Procuraduría de la Defensa de la Mujer, sin embargo esta institución no atendió su caso al argumentar que la denuncia debía ser interpuesta en su lugar de origen.
 
Alicia es hija de madre soltera y la situación económica no le permitió estudiar. Trabajó en la pizca de tomate y jitomate en este estado del norte.
 
Con estudios hasta tercer grado de primaria, desde hace tres meses Valencia Rivera busca un empleo que le permita salir del albergue, mantener a su hija Adilene, de 11 meses, y contar con su propio departamento.    

Relató que en múltiples ocasiones ha deseado emigrar a Estados Unidos para brindarle una mejor calidad de vida a su hija. “Aunque allá tengo un hermano, la situación está muy difícil y no me puedo arriesgar; tal vez cuando la niña este más grande”, señaló.
 
Alicia forma parte de las estadísticas de violencia por parte de su pareja, ya que según la Encuesta Nacional sobre la Dinámica de las Relaciones en los Hogares (Endireh), realizada por el Inegi en 2011, por cada 100 mujeres de 15 años y más que han tenido pareja o esposo, 47 han sido víctimas de violencia emocional, económica, física o sexual durante su actual o última relación.
 
13/GOH/RMB

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más

A %d blogueros les gusta esto: