Inicio » Agenda » Cuerpo » Publican lineamientos para atención de embarazadas por COVID-19

Publican lineamientos para atención de embarazadas por COVID-19

Por Angélica Jocelyn Soto Espinosa
embarazo01baraderoteinformacomar

Ciudad de México. Sangrado vaginal o salida de líquido, dolor de cabeza intenso, visión borrosa o con “lucecitas”, zumbido de oídos, hinchazón de cara, manos y pies, dolor en la boca del estómago y fiebre son los síntomas que las mujeres embarazadas deben considerar de “alarma” ante el riesgo de contraer COVID-19.

De acuerdo con los lineamientos para la prevención y mitigación del COVID-19 en la atención del embarazo, parto, puerperio y de la persona recién nacida, todas las mujeres embarazadas, con sospecha, o diagnóstico confirmado de COVID-19, incluyendo quienes estén en aislamiento domiciliario, deben tener acceso a servicios de calidad para la atención obstétrica, neonatal, aborto seguro (en los marcos previstos por la ley), anticoncepción post evento obstétrico, prevención y atención de la violencia y apoyo psicosocial o en salud mental, según se requiera. 

De abril a junio se estiman cerca de 260 mil eventos obstétricos en el país, incluyendo cerca de 25 mil abortos, así como la demanda de un millón 150 mil consultas de control prenatal y casi 200 mil citas durante el puerperio, según cifras del Centro Nacional de Equidad de Género y Salud Reproductiva (CNEGSR).

El pasado 13 de abril, se informó en la conferencia de prensa vespertina que 20 mujeres embarazadas habían resultado contagiadas con el nuevo virus y cuatro de ellas (que además reunían otros factores de riesgo) perdieron la vida por la enfermedad. 

Una mujer embarazada con COVID-19 puede ser asintomática (no presentar síntomas), tener síntomas leves o llegar a una condición más grave, como cualquier otra persona. En caso de que la mujer embarazada presente síntomas o fiebre alta, puede llamar a la LÍNEA COVID: 19 800 00 44 800; si vive al interior de la República puede buscar el número que corresponde a su entidad en este directorio.

¿Quiénes pueden atender a las mujeres embarazadas durante la pandemia?

Esto es lo que establece la Secretaría de Salud en cada caso:

  • Si la mujer no presenta síntomas respiratorios puede ser atendida en el Centro de salud Hospital Materno-Infantil, en el Hospital de la Mujer o en el Hospital Básico Comunitario. 

Para evitar el contagio de una mujer sana se requiere, entre otras situaciones, que las unidades médicas apliquen un cuestionario de detección de signos y síntomas; alcohol en gel a una concentración superior al 60 por ciento; toma de temperatura con termómetro (digital, cintas térmicas o sensores infrarrojos), realizando la adecuada desinfección entre cada paciente; difusión de las medidas de prevención y datos de sospecha de COVID-19. Cada unidad deberá de garantizar flujos de atención separados para las personas que presenten síntomas respiratorios.

La gobiernos estatales deben establecer un plan para garantizar la atención de la salud reproductiva. De acuerdo con los Lineamientos, los hospitales enfocados en la atención ginecobstétrica no deberán formar parte de los planes de reconversión, sin embargo hay hospitales de reconversión parcial o total que cuentan con servicios de ginecobstetricia, los cuales podrán ser la primera opción para el tratamiento de casos confirmados de mujeres embarazadas con COVID-19

  • Si es un caso sospechoso de COVID-19, la unidad médica que le corresponde establecerá una ruta de traslado y aislamiento. En caso de tener dudas sobre la unidad médica que corresponde, la Secretaría de Salud recomienda llamar al 8006283762 (800 MATERNA).
  • Para los casos confirmados como COVID-19, las mujeres deben ser atendidas en los hospitales de Reconversión COVID-19; es decir, las unidades Médicas habilitadas para atender casos de pacientes con el nuevo virus, las cuales deben estar equipadas para la atención de mujeres embarazadas con un quirófano destinado para parto o cesárea, cuna de calor radiante, material e instrumental para atención de parto, equipo de reanimación neonatal, equipo de protección personal, insumos para la atención de emergencia obstétrica (hemorragia, preeclampsia / eclampsia), y perosonal especializado en ginecobstetricia neonatología y de enfermería, de acuerdo con los Lineamientos de Reconversión Hospitalaria. 

¿Qué pasa con el producto?

Con respecto a la salud del producto, hasta ahora la infección por COVID-19 no se ha asociado a un mayor riesgo de aborto, muerte prenatal o efectos en el desarrollo fetal. Existen reportes de casos de parto pretérmino espontáneo, de los cuales, la mayoría fueron interrumpidos después de las 34 semanas de gestación por evidencia de compromiso fetal o por bienestar materno. 

En las investigaciones clínicas realizadas, las muestras de leche humana también han sido negativas a COVID-19, por lo que no hay evidencia de transmisión por leche materna ni contraindicación para la lactancia materna, si la condición de salud de la mujer lo permite; sin embargo, una madre con COVID-19 puede contagiar a su hija o hijo recién nacido a través del contacto, pues el virus se transmite por las vías respiratorias.

¿Cómo debe ser la atención de las madres con sospecha o confirmadas con COVID-19?

Los lineamientos para la atención de mujeres embarazadas establecen dos escenarios: 

  • Alojamiento conjunto:consiste en que  la madre y la persona recién nacida permanecen en la misma habitación, aisladas de otras pacientes; se debe colocar la cuna a 1.5 metros de la cama de la madre; implementar las medidas para lactancia en domicilio, antes mencionadas; asegurar existencia de insumos para lavado de manos o higiene de manos; e idealmente, permitir el apoyo de un familiar sano, quien deberá seguir las precauciones de gotas y contacto. 
  • Separación temporal: aplica solamente si las condiciones de salud de la madre o la persona recién nacida no permiten el alojamiento conjunto o es imposible realizar las adecuaciones en el establecimiento; consiste en alentar a iniciar o continuar la lactancia materna, mediante extracción de leche y apoyo por personal de salud; proporcionar extractor de leche materna y realizar las medidas de higiene personal y del aparato; contar con las condiciones para preservación de leche materna; y apoyo para iniciar o continuar la lactancia al ser dados de alta: técnica adecuada, libre demanda y medidas de higiene y prevención. 

La atención para mujeres embarazadas y portadoras del nuevo virus debe ser completamente gratuita, por lo que en caso de que se hagan cobros indebidos se deben reportar al 8007678527, que dispuso el Instituto de Salud para el Bienestar. 

20/AJSE/LGL

También en Cimacnoticias

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más

A %d blogueros les gusta esto: