Inicio » Anorexia y bulimia afecta sobre todo a las mujeres

Esto es posible a través de la enseñanza desde la infancia de un estilo de vida saludable, que incluye una dieta adecuada, y practicar ejercicio de forma recreativa diariamente, propuso.

A las y los niños y jóvenes, abundó, los progenitores, docentes y medios de comunicación les deben hablar más de la autovaloración mediante aspectos que no sean sólo los de la figura, y estar alertas ante cualquier signo de estos padecimientos.

Ello, porque la anorexia o bulimia son enfermedades socialmente promovidas en ciertos ambientes, donde las modelos son excesivamente delgadas, refirió.

La nutrióloga, del Departamento de Salud Pública de la FM, expuso que México aún no se encuentra en niveles tan elevados como ocurre en España, pero sí se ha incrementado la prevalencia de estos casos en entidades como el Instituto Nacional de Psiquiatría.

Precisó que la anorexia, la bulimia y otros trastornos de la conducta alimentaria afectan principalmente a mujeres (en 95 por ciento), aunque va en aumento esta problemática entre el sexo masculino.

En ellos intervienen diversos factores psicológicos. Así, una personalidad obsesiva se inclina más hacia la anorexia, mientras que la agresiva compulsiva hacia la bulimia, alertó María del Carmen Iñárritu Pérez.

Al enumerar los criterios diagnósticos de la anorexia nerviosa, explicó que se trata de un trastorno que afecta el comportamiento frente a los alimentos. Las características son tener un 15 por ciento por debajo del peso deseado para la edad, talla y sexo; sufre amenorrea; miedo intenso a engordar aunque se esté excesivamente delgada; autovaloración a partir de la figura, así como una distorsión de la misma, al verse obesa a pesar de lo contrario.

La bulimia, detalló, se caracteriza por comer una cantidad excesiva de alimentos en un periodo corto. Generalmente tienen un peso normal, pero se dan “atracones”, al menos tres veces por semana.

“Comen en exceso, pierden el control, se sienten culpables y tienen una conducta compensatoria, como hacer ayuno, ejercicio excesivo, provocarse el vómito, o ingerir laxantes. Se autovaloran excesivamente por su figura, y también tienen temor a engordar”, aclaró.

Otros trastornos no especificados son aquellos donde aparecen signos de ambos padecimientos, pero no la totalidad. Por ejemplo, algunas jóvenes continúan con menstruación, cuya ausencia es uno de los signos de la anorexia, apuntó.

Concluyó que cuando existe ya alguno de ellos es difícil curarse completamente, y quizá sólo pueda controlarse su gravedad. Así, muchas jóvenes mueren o quedan afectadas física y psicológicamente durante su vida.

07/GG/CV

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más

A %d blogueros les gusta esto: