Inicio Bolero y tango entre machismo y violencia

Bolero y tango entre machismo y violencia

Por Fabiola Calvo

El bolero y el tango continúan presentes en la vida de la sociedad latinoamericana en amplios sectores que reciben como herencia ritmos musicales propios de su folklore pero que alejados del sentimentalismo vale mirar sus letras como reproductoras de pensamientos, ideologías y actitudes patriarcales o violentas.

Trasegar por los arrabales, galerías o cantinas de muchos de los pueblos de América es adentrarse en el desgarro, en el dolor, el desamor mirado y sentido como una tragedia, no como los momentos de pérdida que todo ser humano tiene en la vida.

También se suma el ingrediente violento de algunas canciones que hacen apología del machismo y visto desde el mundo jurídico, del delito.

La cotidianidad, los comportamientos repetidos una y otra vez van creando pautas culturales y se me atoja pensar en las niñas y niñas, los adolescentes que escuchan los gustos musicales de los mayores en la radio –una y otra vez- en la televisión, en los lugares de sociabilidad, porque esta formación hará parte de su imaginario, de su pensamiento, de su acción.

Las letras de canciones propias de cada país traen evocaciones, nostalgias, amores, desamores, son expresión creadora de cada momento de su historia, pero estás composiciones también comportan sentimientos y actitudes machistas, excluyentes y retrógrados en el más general de los conceptos.

Un bolero que dice “Cosas como tú, son para quererlas” Letra de Ernesto Hoffman, intérprete Johnny Albino y el Trío San Juan), no parece que está cantando a la mujer que ama, está cosificando a ese alguien. Y esto que parece intrascendente, resulta que tiene que ver con la manera y forma de expresar, con la palabra que es un vehículo importante de la comunicación, es el instrumento para designar.

Qué decir de “Mujer, mujer divina tienes el veneno que fascina en tu mirar (Autor: Agustín Lara. Intérprete Pedro Vargas)

Más aún, para pensar con “Señora bonita…mire que ironía, /yo amándola tanto/ y usted tiene dueño”. (Autor: Adolfo Salas. Intérprete: Leo Marini). Parece que nos dejas sin comentarios. ¿Patriarcado o esclavismo? “Por qué te hizo el destino pecadora/ si no sabes vender el corazón…” (Autor: Agustín Lara. Intérprete: Pedro Vargas). Transmite un juicio moral que se aplica sólo a las mujeres.

“Mozo, sírvame la copa rota/quiero sangrar gota a gota/ el veneno de su amor” (Alci Acosta). ¿Quizá violento?

El conocido tango “Tomo y obligo” que interpreta Carlos Gardel daría material a la directora de cine Itziar Bollain para hacer de “Te doy mis ojos” una segunda parte. “Y hoy al verla envilecida y a otros brazos entregada/ fue pa´mi una puñalada y de celos me cegué/ y le juro todavía no consigo convencerme/ cómo puede contenerme y ahí no más no la maté”.

Para seguir pensando y trabajando en un cambio de la sociedad sería conveniente revisar lo que se convierte en costumbre, lo que pasa inadvertido o parece inofensivo.

*Periodista colombiana residente en Madrid, premio 2003 La Mujer en la Unión Europea

2004/FC/SM

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles.Acepto Leer más

Skip to content