Inicio Continúan denuncias contra acosador de la CFE

Continúan denuncias contra acosador de la CFE

Por Johnny Oliver Quintal

El acosador está hundido. Una de las trabajadoras acosadas por Enrique Mancilla Becerra, administrador de la División de Distribución Peninsular de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), grabó al funcionario haciéndole proposiciones indecorosas a cambio de ampliar su contrato laboral; también presentó a dos testigos que escucharon a través del altavoz del teléfono las amenazas que profería por no “portarse bien” con él.

La copia del audio y de los testimoniales de tres testigos que escucharon el acoso fueron enviados a la Secretaría de la Función Pública.

El acosador, desesperado, presume que nadie le hará nada porque es recomendado del ex candidato presidencial del Partido Acción Nacional (PAN) Francisco Barrios; del Contralor de la CFE, Ramón Aguillón Ortiz; del director de Operaciones, Arturo Hernández, y del gerente divisional, Felipe Gaxiola Montoya con quienes, dice, hace negocios.

A su vez, trabajadores de la paraestatal, indignados por el acoso sexual contra sus compañeras, manifestaron que es indignante que estas personas usen su cargo para agredir a las empleadas, más cuando el Gobierno Federal les paga servicios de vivienda; tal es el caso de Mancilla, quien vive en una residencia en Itzimná conocida como Casa Habitación CFE con tres recámaras, estudio y cochera.

En un documento entregado a la Secretaría de la Función Pública, una de las trabajadoras dijo que estando en Chetumal recibió una llamada telefónica de Mancilla. “Y regañándome me dijo que de alguna manera yo debería corresponderle; que ya no le hablara de usted y que lo llamara sólo por su nombre. También me dijo que tenía deseos de verme desnuda y que le diera esa oportunidad”.

“También me dijo que iría a supervisar la Zona de Distribución Chetumal el día 21 de abril de 2005, y que de ninguna manera yo le comentara nada a la licenciada Candelaria Llanes Olivera, quien en ese entonces fungía como Administradora de la Zona de Distribución Chetumal, para caerle de sorpresa; que iba a hospedarse en el hotel de esa ciudad denominado Los Cocos y que le daría mucho gusto que yo fuera a visitarlo la tarde en que llegara, a lo que rotundamente me negué”.

“Al día siguiente, 22 de abril de 2005, él llegó a la zona de Distribución Chetumal con el pretexto de supervisar; como a las 10:30 de la mañana; laboró con la licenciada Candelaria Llanes Olivera hasta las 3:00, indicándome ella que ya me podía retirar a eso de las 3:45 PM.

“De ahí no lo volví a ver, hasta la siguiente semana, no recordando la fecha exacta, que me llamó para regañarme con palabras altisonantes y para decirme que yo me escabullí, que soy una grosera y malagradecida con él, amenazándome que estaba próximo a vencer mi contrato y que ya me vería nuevamente arrastrándome y humillándome en su oficina para pedirle trabajo, puesto que a él ninguna chiquita pendeja lo desprecia”.

“Te voy a quitar tu trabajo y el puesto se lo voy a dar a otra personas que sí se porta bien conmigo”, expuso Mancilla.

La trabajadora señala en el escrito que todo eso fue escuchado por la licenciada Candelaria Llanes Olivera y la oficinista Lizbeth Poot Aguilar, y que “todo esto aconteció en el privado de la primera de las mencionadas, que es el departamento de Administración de la Zona de Distribución Chetumal, en virtud de que en esa ocasión puse el altavoz del auricular”.

Expresó que “también dijo que me había dado trabajo esos dos meses para que yo sobreviviera y no me muriera de hambre, pero que no era su obligación volver a contratarme, y que en la Comisión Federal de Electricidad no había trabajo para mí, ocasionándome con ello una fuerte depresión, así como también daño en mi honor, mi reputación y mis sentimientos”.

05/JO/YT

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más