Inicio » Equidad de género en el campo reduciría el hambre en 17 por ciento

Equidad de género en el campo reduciría el hambre en 17 por ciento

Por la Redacción

Si las mujeres tuvieran el mismo acceso que los hombres al derecho a la tierra la producción agrícola en el mundo aumentaría entre un 2.5 y 4 por ciento, aseguró la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO, por sus siglas en inglés).

En el informe “El estado mundial de la agricultura y la alimentación 2010-2011: Las mujeres en la agricultura, cerrar la brecha de género en aras del desarrollo”, la FAO recalcó que la igualdad de género es crucial para el desarrollo agrícola y la seguridad alimentaria del mundo.

Lo anterior –abundó– supondría la reducción del hambre entre un 12 y 17 por ciento, es decir se beneficiaría a entre 100 y 150 millones de personas a nivel mundial.

En 2010, 925 millones de personas estaban subnutridas en el mundo, de las cuales 906 millones viven en países en desarrollo, según datos del organismo internacional.

“Se podría aumentar la producción agrícola en el mundo en desarrollo de un 2.5 por ciento a 4 por ciento… con incrementos todavía superiores en aquellos países en que las mujeres participan más en la agricultura y la brecha de género es más amplia. Un aumento de esta magnitud supondría un avance significativo hacia el logro del Objetivos del Desarrollo del Milenio”, explicó el mecanismo.

En el informe, la FAO señaló que las mujeres agricultoras son tan eficaces como los hombres, pero producen menos porque controlan menos tierra, utilizan menos insumos y tienen menos acceso a asesoramiento técnico.

“Cuando las mujeres mejoran su acceso al crédito, aumentan los gastos totales del hogar en alimentación y, a largo plazo, mejora la seguridad alimentaria de las y los hijos de las mujeres jóvenes”, detalló el organismo de la ONU.

“Cuando las mujeres controlan más ingresos, gastan más que los hombres en alimentos, salud, vestido y educación para sus hijas e hijos. Ello tiene consecuencias positivas para el bienestar inmediato, así como para la formación de capital humano y el crecimiento económico a largo plazo, gracias a unos niveles de salud, nutrición y educación más altos”, añadió.

La FAO destacó que los ingresos generados por cualquiera de las mujeres del hogar —no sólo las madres— tienen repercusiones positivas sobre la nutrición de las niñas y los niños, pero no sucede lo mismo con los ingresos generados por los hombres.

“Las familias salen beneficiadas cuando las mujeres mejoran su estatus y su poder aumenta en el hogar. Un mayor control de los ingresos otorga a las mujeres una posición negociadora más sólida sobre las decisiones económicas respecto al consumo, la inversión y la producción”.

Al cerrarse la brecha de género en el acceso y utilización de servicios y recursos productivos, se aprovecharía el potencial de productividad de las mujeres y se incrementaría considerablemente la producción, concluyó la FAO.

11/GTR/RMB/LGL

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más

A %d blogueros les gusta esto: