Inicio Mariclaire Acosta Urquidi, candidata a la CDHDF

Mariclaire Acosta Urquidi, candidata a la CDHDF

Por Lourdes Godínez Leal

Por su labor y trayectoria en la defensa de los derechos humanos desde la Academia, la Administración Pública y en la sociedad civil desde hace tres décadas, la Academia Mexicana de Derechos Humanos, la Comisión Mexicana de Defensa y Promoción de los Derechos Humanos y el Poder del Consumidor, postularon a Mariclaire Acosta Urquidi, como candidata a ocupar la presidencia de la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal (CDHDF).

Las organizaciones civiles que registraron conjuntamente con Acosta Urquidi su candidatura ante la Asamblea Legislativa del Distrito Federal, el pasado martes 11 de agosto, destacaron el papel que ha jugado la CDHDF bajo la gestión de su titular, Emilio Álvarez Icaza, “de puente” entre la sociedad civil y la Comisión y en la construcción de ciudadanía.

Sobre todo porque consideraron que el respeto y la protección de los derechos humanos “son la piedra de toque de la gobernabilidad democrática y el punto de partida para la construcción de un verdadero estado de derecho”.

Por ello, que la candidatura de Acosta Urquidi “es una garantía de la continuidad de esta política”, además de que, según las organizaciones civiles, posee las cualidades de una Ombudsman: autonomía e integridad personal, conocimiento, experiencia, empatía y sensatez y sobre todo “la convicción de que los derechos humanos se sustentan en la dignidad de las personas”.

Mariclaire Acosta, ex subsecretaria para los Derechos Humanos en la Secretaría de Relaciones Exteriores de 2000 a 2003, agradeció el apoyo para su candidatura y se comprometió a continuar abriendo espacios para la sociedad civil y a la creación de ciudadanía para que los derechos humanos sean exigibles y justiciables.

Como parte de su agenda impulsará el fortalecimiento de la ciudadanía, de la participación de la sociedad civil y los derechos humanos de mujeres, de personas con VIH, de jóvenes sin distingo de ningún tipo ya que los derechos humanos son integrales no abstractos, señaló.

Reconoció que el reto es muy grande en un país donde la figura del Ombudsman está muy desacreditada y donde los derechos humanos han “sido muy manoseados y desprotegidos”.

No así en el caso del Distrito Federal donde destacó el trabajo de Álvarez Icaza quien logró realizar un Diagnóstico y un Programa de Derechos Humanos para el DF, conjuntamente con la Oficina del Alto Comisionado para los Derechos Humanos de las Naciones Unidas.

TRAYECTORIA

Mariclaire Acosta Urquidi es mexicana y defensora de derechos humanos desde la década de los setenta. Egresada de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la UNAM donde obtuvo la licenciatura en Sociología, posteriormente se especializó en el tema de los derechos humanos con estudios de posgrado en las Universidades de Reino Unido, San José Costa Rica y en Estrasburgo.

Fue una de las fundadoras de la Academia Mexicana de Derechos Humanos y de la Comisión Mexicana de Defensa y Promoción de los Derechos Humanos.

Del año 2000 a 2003 se desempeñó como subsecretaria para los Derechos Humanos y la Democracia de la Secretaría de Relaciones Exteriores, desde donde impulsó la armonización de la legislación mexicana con los convenios internacionales suscritos por México así como el acuerdo de cooperación técnica con la Oficina del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos (OACNUDH).

Ha sido investigadora y directora para las Américas del Centro Internacional para la Justicia Transicional, directora del Departamento para la Promoción de la Gobernabilidad, subsecretaría de Asuntos Políticos de la Organización de Estados Americanos (OEA).

En la vida académica fue profesora en la Universidad Nacional Autónoma de México y en otras instituciones de educación superior. También investigadora visitante del Instituto Kellogg de la Universidad de Notre Dame en Indiana y ha impartido conferencias en el Centro de Estudios Latinoamericanos de la Universidad de Berkeley, en California.

Ha recibido diversos reconocimientos por su labor de defensa de los derechos humanos como la medalla Roque Dalton, otorgada por el Consejo de Cooperación con la Cultura y la Ciencia, en El Salvador, y la condecoración Encomienda de Número de la Orden del Mérito Civil, que recibió de los Reyes de España.

09/LGL/PBC

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles.Acepto Leer más

Skip to content