Inicio » Mujeres, en riesgo ante VIH por violencia y presión sexual

Mujeres, en riesgo ante VIH por violencia y presión sexual

Por Redaccion

El estudio Prevención y Atención de VIH, realizado en las comunidades de Cuajinicuilapa, Guerrero, al sur del país, muestra que el alcoholismo es un factor de importante presencia en el sexo masculino y que las mujeres hablan de ese problema con enojo, con desilusión y lo relacionan con la violencia y la presión sexual.

De acuerdo con Visión Mundial, organismo que llevó a cabo el estudio, esta situación explica en parte la vulnerabilidad de las mujeres ante el VIH y otras infecciones de transmisión sexual.

La infidelidad, fumar y beber constituyen actos que prueban la masculinidad, negarse o dejar de hacerlo pone en entredicho el lugar del hombre y el lugar subalterno que ocupa la mujer frente al varón, dice Visión Mundial, que lleva a cabo en esa región de México una campaña permanente contra el VIH/SIDA.

“Entré al grupo juvenil de prevención del VIH de Visión Mundial para capacitarme y poder comunicarles a la gente que conozco qué es el VIH/SIDA”, comentó Rita Domínguez Candela, promotora voluntaria de salud en el municipio.

“La preocupación nace porque es una enfermedad que no tiene cura, es una pandemia y todo el mundo debe de saber qué es el VIH, además las y los jóvenes somos los más perjudicados porque en la adolescencia se viven varios cambios, en estos cambios existen deseos, emociones y debemos de aprender a manejarlas y que mejor que estar informados”, dijo Rita.

Con sus recién 18 años cumplidos, que da cuenta de algunos de los problemas que ella como joven percibe en su comunidad y que muestran el estudio de Visión Mundial.

Bajo los remanentes del huracán Dean y luego de haber repartido volantes y trípticos sobre prevención de VIH, la joven estudiante de preparatoria platica una de sus preocupaciones; “Hay niñas de 10 ó 12 años que empiezan su menstruación y pueden embarazarse, porque ya sea que por gusto o forzadas tienen relaciones sexuales y al no saber cómo cuidarse se pueden infectar o embarazar”.

La violencia, el alcoholismo y la drogadicción en los jóvenes es parte del proceso temprano de socialización y está relacionado con conflictos económicos y emocionales que se hacen presentes entre los adolescentes.

Los jóvenes reviven conflictos incluso en las situaciones de cortejo, cuando otro joven se interesa por alguna de las muchachas del pueblo.

La presión sexual de los muchachos al estar alcoholizados es constantemente referida por las jóvenes informantes. Asimismo, los bailes son espacios donde el alcohol y la violencia sexual están presentes y son momentos en los cuales existe el riesgo de contraer alguna Infección de Transmisión Sexual (ITS) e incluso el VIH/SIDA.

Luego de participar en una marcha de prevención de VIH, Rita platicó que “las niñas o adolescentes de la comunidad no se cuidan por el miedo al ?que dirá? la gente si compran un condón o pastillas anticonceptivas o preguntan por cualquier otro método de planificación. Creo que los pueblos son los más vulnerables al estar expuestos a contraer enfermedades por la ignorancia, ya que no sabemos qué hacer”.

Además a las señoras les da pena hablar con sus hijos de sexualidad, pubertad, pues dicen ?mi hijo sabe más que yo porque va a la secundaria y yo ni la primaria estudié. Sin embargo, cuando hago mí recorrido y las visito, les digo que les comparto todo lo que he aprendido en Visión Mundial, y los guiamos para que hablen con sus hijos y les trasmitan lo que los jóvenes promotores hemos aprendido ahí”.

El estudio señala que además de la permanencia de las creencias populares, los habitantes de las comunidades del municipio de Cuajinicuilapa confunden los conocimientos sobre VIH/SIDA, tergiversándolos con la información que traen los migrantes de Estados Unidos, lo que ven y escuchan en la televisión y las dudas que albergan por la vergüenza a preguntar en la escuela.

El principal contraste de género es que los varones se aproximan al tema de las ITS desde un saber vivido y experimentado, rodeado de supuestos y creencias; en tanto que entre las mujeres hay desinformación al respecto, pero las más jóvenes comienzan a referirse al SIDA desde un conocimiento escolarizado y teórico.

Aunque todas han escuchado algo, la diferencia de conocimientos se nota entre quienes van a la secundaria y a la preparatoria y aquellas que sólo estudiaron la primaria o no fueron a la escuela, estas últimas carecen de información.

“Algunos padres de familia nos dicen que nos estamos pasando de la raya, que a nosotros qué nos interesa lo del VIH, que eso es algo íntimo, que no se debe de hablar, pero los jóvenes decimos qué se debe de hablar; si no, estamos vulnerables”.

También la gente confunde la información porque cuando vienen los doctores y el lenguaje que hablan es muy técnico y la gente no entiende, nosotros les decimos las cosas en nuestra lengua, como hablamos aquí, y nos entiendes muy bien, explicó Rita durante un descanso por el intenso trabajo realizado para la Campaña Permanente sobre VIH.

Una de las barreras más importantes para el uso del condón es el limitado acceso a los preservativos en la comunidad. Las promotoras de salud son las que tienen este tipo de material y lo reparten a algunas de las mujeres casadas que lo solicitan como método de planificación familiar, pero no los utilizan para evitar el contagio de ITS o VIH.

Los jóvenes no se atreven a pedirlos libremente a las promotoras, pues sería poner en evidencia sus relaciones sexuales, dice Rita.

07/GG

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más

A %d blogueros les gusta esto: