Inicio Para qué se oculta

Para qué se oculta

Por Juana Eugenia Olvera*

Se dice que en épocas aciagas, cuando alguna ciudad estaba a punto de ser invadida por un pueblo guerrero que generalmente llegaba a saquear, violar y destruir, los ciudadanos salvaban lo posible.
 
Mucho del conocimiento adquirido por la civilización a punto de sucumbir lo transformaban en cuentos o juegos, y de esta forma quedaba el conocimiento a la vista de todos, pero no lo podían entender, además que a este tipo de personas no les interesaba nada de la sabiduría y únicamente se dejaban seducir por el oro o algunas otras cosas.
 
Durante la invasión a Irak se vio con tristeza que las tropas estadounidenses destruían museos donde se encontraban tablas asirias de barro que tenían más de 5 mil años de antigüedad.
 
Dentro de los cuentos vamos a encontrar una serie de símbolos que anteriormente estaban en contacto con la psique del ser humano (el inconsciente colectivo), en los que el protagonista debe atravesar una serie de retos y dificultades a fin de que despierte a la realidad y ayude a su pueblo o a sí mismo a que los valores imperecederos se mantengan, como el respeto a la vida.
 
Por encima de todas las vicisitudes que tengan que pasar, vemos que el protagonista atraviesa una serie de iniciaciones que le llevan a entrar en contacto con su alma, que es la que está en constante proceso de evolución.
 
Esto era posible debido a la comprensión de los símbolos y el fluir de la naturaleza. En ellos vamos a encontrar la simbología del número: Los 3 cochinitos, Ricitos de Oro y los 3 osos; Blanca Nieves y los 7 enanos. En los cuentos vamos a encontrar pobladores de otras dimensiones: gnomos, elfos, silfos y sílfides, etcétera. También encontraremos objetos de poder: anillos, cristales, varas, etcétera.
 
En “El Señor de los Anillos”, encontramos una parte de la historia de los Nibelungos, donde todo se centra en un viejo anillo de poder. Vemos como el poder que encierra el anillo que Frodo debe regresar al fuego primordial lo tienta a fin de que no lo destruya. El Gollum podría traducirse como el alter ego de Frodo que se resiste a deshacerse de él.
 
Al encontrarnos con las pruebas que tiene que sobrepasar el héroe/heroína, casi siempre vamos a encontrar símbolos profundos del propio camino iniciático que generalmente se traducen en obedecer la orden recibida, sin preguntar la causa. Que en parte se traduce a cumplir la misión en la vida para la cual fuiste creada o creado.
 
El camino iniciático pareciera ser el inicio de una nueva encarnación, ya que como mencionaba arriba, el alma es la que va evolucionando y para ello debe deshacerse de las emociones negativas: odio, resentimiento, envidia, juzgar, presuponer, deseos de matar, robar, mentir, etcétera.
 
Todo ello nos lleva a utilizar la dulzura, paciencia y tolerancia a fin de cumplir los deberes sin cansarse por muy difícil que pudiera parecer (cuento de La Cenicienta).
 
Por otra parte, cada circunstancia, evento o situación, nos debe llevar a realizar un análisis interno de lo que estamos pasando y hacer un alto para ver qué nos está enseñando la vida.
 
¿Por qué o para qué en este preciso momento tengo este conocimiento? Recordar que nada sucede porque sí, lo que vivimos no es casualidad y que todo obedece a un gran plan aunque nunca hayamos estudiado o sentido la necesidad de saber la razón fundamental de para qué estamos aquí, tal vez este sea el momento de buscar.
 
*Narradora oral, astróloga y terapeuta.
 
12/JEO/RMB

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más

Skip to content