Inicio Parteras rurales contribuyen a reducir mortandad materna

Parteras rurales contribuyen a reducir mortandad materna

Por Laura Castro Medina

Debido a que 50 por ciento de las muertes maternas en zonas rurales es producto de hemorragias, autoridades de salud en sus diferentes niveles han establecido programas para certificar a parteras rurales, mismas que desde antaño atienden a mujeres embarazadas antes, durante y después del parto. Con ello buscan reducir los altos índices de muerte materna en regiones indígenas de Veracruz.

En las 887 localidades de la zona centro de la entidad existen sólo 97 unidades médicas; por ello, debido a la dispersión de las comunidades, resulta indispensable el servicio de las parteras rurales.

De acuerdo con sistema IMSS Oportunidades, y con los Servicios de Salud en el Estado de Veracruz, en las zonas serranas se registra un elevado índice de muerte materna debido al difícil acceso hacia las unidades de atención médica.

Aunque en el estado de Veracruz sólo 62 parteras rurales han sido certificadas por la Secretaria de Salud, se proyecta la certificación de las más de 700 de ellas que trabajan coordinadamente con el sistema estatal de salud. De esta forma se garantiza el cumplimiento de las normas técnicas de competencia laboral y la atención integral a las mujeres, las niñas y los niños durante el alumbramiento.

El programa de certificación de parteras ya se estableció en siete estados de la República; en Veracruz se pretende establecer unidades hospitalarias de apoyo en Zongolica, Tlaquilpa y Río blanco para certificar a las parteras de cada una de las áreas de influencia.

De las 700 mujeres identificadas como parteras rurales en regiones indígenas, 300 de ellas se encuentran adheridas a las 11 organizaciones de médicos tradicionales indígenas de la sierra de Zongolica, las cuales trabajan en coordinación con la Secretaría de Salud y el sistema IMSS Oportunidades.

Asimismo, con el apoyo de estas dependencias se promueve el Programa de Parto Limpio entre Parteras Rurales, que incluye el acondicionamiento y la limpieza de locales, la preparación del instrumental y la adecuada atención del niño y de la mujer.

La importancia de las parteras rurales radica en el número de mujeres embarazadas que atienden, pues de acuerdo con cálculos gubernamentales cada una de ellas atiende al menos 6 partos anuales.

El supervisor delegacional de Acción Comunitaria del IMSS Oportunidades, Domingo Velásquez, explicó que las parteras rurales y los médicos tradicionales han brindado un gran apoyo en la atención de mujeres embarazadas y en la aplicación de métodos de planificación familiar, y refirió como ejemplo que en 1995 contribuyeron en la aplicación de más de 15 mil métodos para el control natal.

De esta forma durante el 2005 se contabilizaron, en 228 unidades médicas rurales y tres hospitales rurales, 6 mil 760 consultas para mujeres embarazadas brindadas por parteras rurales. En total se atendieron 645 partos.

Por otro lado, 1,066 embarazos de alto riesgo fueron canalizados oportunamente por las parteras rurales a las unidades médicas hospitalarias, lo que permitió evitar la muerte de madres, hijas e hijos.

06/LC/YT

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles.Acepto Leer más

Skip to content