Inicio Presentaron la antología “La mujer rota”, obra de 350 poetas

Presentaron la antología “La mujer rota”, obra de 350 poetas

Por Aurora Sansores Serrano/enviada

Para cerrar el Foro Internacional de Poesía “La mujer rota”, la poeta y escritora Elena Poniatowska y Guadalupe Morfín, fiscal especial para los Delitos de Violencia Contra las Mujeres y Trata de Personas (Fevimtra) de la PGR, presentaron el libro del mismo nombre, conformados por poesías de 350 poetas hispano parlantes, de los más de 700 que respondieron a la convocatoria de la poeta jalisciense Patricia Medina, en homenaje al centenario del natalicio de Simone de Beauvoir.

En su exposición, Patricia Medina explicó que el motivo de este libro fue para dar visibilidad a tantas mujeres rotas del mundo, pues en él se encuentran poemas de mujeres que están en la cárcel, que vivieron violencia física, psicológica y sexual, incluyendo las crudas palabras de mujeres indígenas que fueron víctimas del poder, así como de hombres que vivieron en sus madres algún tipo de violencia. También hay el compromiso de todas las y los poetas participantes de llevar el contenido de su obra a las cárceles, hospitales y a todo lugar donde se encuentre una mujer rota.

La poeta Patricia Velasco fue la encargada de leer la Declaración Guadalajara, en la que, por acuerdo de las y los poetas hispanohablantes de diversos países ahí presentes y que participaron en el primer Foro Internacional de Poesía, se conformaba una asociación civil internacional, con la finalidad de ayudar a todas las mujeres rotas del mundo que requieren de atención jurídica, psicológica y afectiva.

Poniatowska y Morfin coincidieron en que era una importante aportación a una cultura de paz, fomenta la solidaridad, el cariño entre mujeres y el apoyo a las mujeres más olvidadas, pero lamentablemente no acaba con las mujeres rotas del mundo.

Durante su intervención, Poniatowska dijo que el libro contenía poemas de mujeres que están en manicomio, que perdieron miembros por cáncer, que fueron violadas, que hablaba de mujeres que fueron asesinadas y de mujeres y madres de hombres que sucumbieron por el Alzhaimer.

LIBRO TRISTE Y ALECCIONADOR

Lamentó no poder tener en ese evento a Cindy Abreu, poeta de Mérida que fue encarcelada por secuestros y homicidios que cometió su marido, del que se había separado 6 años antes, “pero como no pudieron detenerlo a él, se la llevaron a ella, le hicieron cosas horribles y la sentenciaron a 20 años de prisión, la sociedad intelectual de Mérida la ha apoyado mucho y eso ha hecho que le rebajen su condena”.

Leyó poemas y prosas poéticas de mujeres y hombres poetas de diversos países y estados mexicanos, incluyendo el de mujeres indígenas tzotziles, en las que se remarcaba la violencia que viven las mujeres en los países de habla hispana.

Recalcó que “La mujer rota” era un libro muy importante en la lucha por una vida libre de violencia, acendra el feminismo y la hermandad de mujeres. “Este libro resalta la injusticia con que se ha tratado a la mujer en los países de lengua española, es un libro triste pero aleccionador, es indispensable para conocer la psique femenina”.

UN LIBRO DE ESPERANZA

Por su parte Guadalupe Morfín hizo una comparación con el escrito de Alexandro Barico en su obra Homero Ilíadas, en el que invita a crear una belleza distinta de la de la guerra. “La Ilíada es una obra clásica que recoge el sentir de la guerra, pero que le da la voz especialmente a las mujeres y a los vencidos, a las mujeres que al dialogar están posponiendo siempre el combate, están postergando la batalla”.

Explicó que La mujer rota fue ideado por tres poetas mujeres en el campus de la Universidad de Virginia hace años y lo lleva a la concreción la gran poeta jaliciense Patricia Medina, lo cual representaba un gran paso.

En entrevista exclusiva para Cimacnoticias, la Fiscal especial remarcó que este libro es una amorosa e importantísima contribución a una cultura de paz, que es precisamente aquella a la que las mujeres especialmente aspiramos y se realizó con la idea de que sea un libro puesto al alcance de mujeres en situaciones psiquiátricas, en hospitales, en centros de atención a víctimas, en las cárceles “en todos los lugares donde, para usar un término de Marcela Lagarde, las mujeres vivimos cautiverio”.

Dijo que es un libro de esperanza, que parte de la materia prima del dolor “pero se transmuta. El dolor, la ruptura, la exclusión, la segregación, la violencia, la invisibilidad, todo eso se transforma a través de la palabra poética, en una apuesta por la vida, en el otro rostro del odio, otro rostro del miedo y otro rostro del golpe”.

Resaltó que en la “Declaración de Guadalajara” leída por Patricia Velazco, una de las convocantes de este foro, se hizo patente que es la voluntad de las poetas que constituyen este libro hacer una asociación civil internacional, para acudir a tender puentes, a dar la mano, con apoyo psicológico, psiquiátrico, médico y también jurídico, con mujeres que vivan una situación de opresión. Y aseguró: “en ese sentido, la fiscalía, en el ámbito federal, está a sus órdenes para acudir en su auxilio, en todo México”.

Finalmente afirmó que a la unión de las mujeres poetas y periodistas, en la lucha por una vida libre de violencia y contar con una mujer como titular de la Fiscalíaespecial para los delitos de violencia contra las mujeres y trata de personas de la PGR, sólo falta una cosa “que los varones de la política dejen hablar a la voz femenina de su corazón y sean congruentes.

Por su parte, Elena Poniatowska dijo que era admirable lo hecho por Patricia Medina, porque es muy difícil reunir a tantas mujeres de tantos países y además encontrar un nivel bueno como el de esta antología “yo creo que si fomenta la solidaridad, el cariño entre mujeres y el apoyo, el apoyo a las mujeres más olvidadas y a veces muy agredidas como en el caso de las lesbianas, el caso de las mujeres encarceladas, que a veces ni siquiera cometieron el delito del cual las acusan”.

Señaló que hay mujeres en otra forma de cárcel, por eso es importante llevarlo a un hospital de enfermos mentales “yo conozco muchos casos de hombres que cuando se divorcian, para ganarle todo a la mujer, las declaran locas, esa también es una forma terrible de violencia para una mujer”.

Reconoció que en México ha habido algunos cambios para las mujeres, porque ya hay algunas que ocupan puestos importantes, como Guadalupe Morfín, pero que en general las mujeres son minimizadas. “Aquí estamos en un hotel en el que la limpieza la hacen las mujeres, los hombres están reservados a las mesas del comedor, las mujeres son las que limpian los excusados, entonces hay que ver que hasta en eso hay una especie de jerarquía”.

Para concluir recalcó que le gustaría mucho encontrar un recamarero, que estuviera haciendo lo que hacen las mujeres y remató “es un ejemplo, pero en general, los trabajos que nadie quiere hacer, aunque esto recuerde lo horrible de Fox, los hacemos las mujeres”.

08/AS/GG

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más