Inicio Priorizar la agenda social, demanda al TLCAN

Priorizar la agenda social, demanda al TLCAN

Por Soledad Jarquín Edgar

El Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) no ha traído los grandes beneficios de desarrollo económico y mejora ambiental que había prometido el gobierno cuando se negoció, afirmó hoy aquí Hilda Salazar.

Al participar en el Foro Böll “No comercien nuestro futuro”, de la Fundación Heinrich Böll (FHB), la ambientalista mexicana, integrante de la Red Mexicana de Acción Frente al Libre Comercio (RMALC), dijo que los primeros 10 años del TLCAN no han significado mejoría económica.

Esto es una lección clara, añadió la ponente, quien apuntó que el crecimiento económico no es suficiente para obtener el desarrollo del ambiente ni mejorar la condición laboral de las y los trabajadores.

En ese sentido, dijo, el reto es que el Acuerdo de Libre Comercio para las Américas (ALCA), que está en negociaciones, ponga por encima de todo la agenda social, los temas que han sido considerados como blandos y no con la importancia que tienen.

La integrante de la RMALC agregó que la globalización debe fundarse en la cooperación entre países.

Propuso que en las mesas de trabajo del ALCA se sienten no sólo los delegados de los gobiernos y los representantes de las grandes trasnacionales sino también otras fuerzas de la sociedad, para incorporar a la gente que demanda ser escuchada y que hoy se manifiesta en foros paralelos.

Durante el primer panel del Foro Böll, sobre Comercio y Medio Ambiente, participaron también Chantal Carpentier, jefa del Programa Economía, Comercio y Medio Ambiente de Canadá; John Audley, quien dirige el Proyecto de Comercio, Equidad y Desarrollo del Instituto Carnegie de Estados Unidos, y Luke Peterson, del Instituto para el Desarrollo Sustentable internacional, de Canadá.

El propósito central de esta reunión, que concluirá el domingo 14 del presente mes, es colocar los criterios de sustentabilidad y desarrollo humano en el centro de las acciones políticas y económicas, oponiendo a la doctrina de libre comercio soluciones económicas viables y sustentables, universalidad de los derechos humanos y participación democrática.

2003-SJE-RGR

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más