Inicio X Conferencia de la Mujer tratará el aporte de ellas a la igualdad

X Conferencia de la Mujer tratará el aporte de ellas a la igualdad

Por Lucrecia Maldonado

El aporte de las mujeres a la igualdad: sus contribuciones a la economía y la protección social, especialmente con relación al trabajo no remunerado, y la participación política y paridad de género en los procesos de adopción de decisiones a todos los niveles, serán los dos temas fundamentales que abordará la próxima X Conferencia de la Mujer de la CEPAL que se llevará a cabo en Quito, Ecuador del 6 al 9 de agosto.

Convocada cada tres años, la Conferencia es el foro intergubernamental regional en América Latina más importante para el análisis de políticas públicas desde una perspectiva de género, donde también participan, en actividades paralelas, organizaciones sociales que velan por los intereses de las mujeres latinoamericanas y del Caribe.

A pesar del avance de los procesos democráticos que se han venido llevando a cabo en Latinoamérica y el Caribe, las mujeres aún no han alcanzado una presencia significativa en las esferas de toma de decisión.

Sonia Montaño, jefa de la Unidad Mujer y Desarrollo, quien estuvo a cargo de la elaboración del Manual de Capacitación Gobernabilidad Democrática e Igualdad de Género en América Latina, un libro orientado a facilitar la integración de la perspectiva de género en los procesos democráticos y las instituciones, afirma que el debate sobre la democracia, la gobernabilidad democrática y el género presenta hoy un gran desafío.

“Desde la perspectiva de género se plantean interrogantes acerca de si una democracia limitada al aspecto electoral significa un avance en la posición de la mujer, se analizan los efectos de la pobreza en la igualdad y la libertad de la ciudadanía, el impacto de los programas de alivio a la pobreza sobre las mujeres, el uso de su tiempo, y sus capacidades y libertades para ingresar en el mundo de la democracia y la gobernabilidad”.

En cuanto al trabajo no remunerado, el otro tema de la X Conferencia, en uno de sus documentos la CEPAL expone que hace 15 años “los gobiernos de América Latina y el Caribe, reconociendo la fuerte presión que ejercen las mujeres sobre el trabajo no remunerado originado de las necesidades de los hogares, acordaron en el Programa de Acción Regional para las Mujeres promover una distribución más equitativa de las responsabilidades familiares entre mujeres y hombres”.

También la Plataforma de Acción de Beijing en su Objetivo Estratégico F.6 señala que los gobiernos deben adoptar políticas para asegurar la protección apropiada de las leyes laborales y los beneficios de la seguridad social a los empleos en jornada parcial y los empleos temporales, a los trabajadores estacionales y a los que trabajan en el hogar, para promover las perspectivas de carrera sobre la base de condiciones de trabajo que concilien las responsabilidades laborales con las familiares.

Y se promueve elaborar políticas, entre otras cosas, en la esfera de la enseñanza, para modificar las aptitudes que refuerzan la división del trabajo sobre la base del género, con objeto de promover el concepto de las responsabilidades familiares compartidas en lo que respecta al trabajo doméstico, en particular en lo relativo a la atención de niñas, niños y adultos mayores.

La división sexual del trabajo es el núcleo central para la desigualdad laboral entre mujeres y hombres y aunque las mujeres contribuyen –como lo han reconocido los Estados– decisivamente a la economía y luchan contra la pobreza, ya sea a través del trabajo remunerado o no remunerado (como el doméstico) no se ha avanzado en legislar políticas de igualdad en el tema.

Combatir las desigualdades y discriminaciones de género en el mercado laboral requiere de profundos cambios culturales y políticos que coloquen a las mujeres como sujetas y actoras, dice un documento de la Organización Internacional del Trabajo.

Y afirman que no es posible diseñar políticas públicas que no contemplen la interdependencia, indivisibilidad e integridad de los derechos humanos de las mujeres y que se requieren estrategias de presión y exigibilidad ciudadana que generen no sólo voluntad política en los gobiernos de turno, sino de políticas de Estado.

La X Conferencia es un marco en el que las mujeres de América latina y el Caribe tendrán la oportunidad de denunciar los retrocesos que la región haya tenido con relación a los derechos de las mujeres.

07/LM/GG/CV

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más