NACIONAL
INFANCIA
   Desestiman denuncias
Instituciones no buscan a adolescentes desaparecidas con la debida diligencia: Redim
CIMACFoto: César Martínez López
Por: Hazel Zamora Mendieta
Cimacnoticias | Ciudad de México.- 04/03/2017 Los protocolos de localización y búsqueda de niñas y mujeres adolescentes, como la Alerta Amber y el Protocolo Alba, son insuficientes para atacar la epidemia de desapariciones entre esta parte de la población, asegura la Red por los Derechos de la Infancia en México (Redim).
 
El director de la Redim, Juan Martín Pérez García, explicó en entrevista con Cimacnoticias que a pesar de contar con estos mecanismos (Alerta Amber y Protocolo Alba) no se realiza la búsqueda de adolescentes y niñas con la debida diligencia porque no existe personal capacitado en la búsqueda de mujeres, los organismos institucionales están desarticulados y además, en la mayoría de los casos las autoridades desestiman las denuncias de las víctimas.
 
SIN SISTEMA ESPECIALIZADO DE BÚSQUEDA
 
Para el especialista, uno de los principales problemas es que no existe un sistema y personal especializado para la búsqueda de mujeres adolescentes en el territorio, “el mismo policía que busca a un varón de 32 años, es el que busca a una mujer de 14 años de edad.”
 
Esto, dijo Pérez García, es un punto importante, pues las razones de desaparición son distintas, en el caso de las adolescentes y niñas existe una intencionalidad reconocida por la institución, pueden ser víctimas de feminicidio o ser sometidas a redes de trata de personas.
 
Entre 2006 y 2014 la organización registró seis mil 725 casos de niñas, niños y adolescentes de cero a 17 años de edad; de estos casos 7 de cada 10 eran mujeres adolescentes de 15 a 17 años.
 
La falta de especialización de las instituciones gubernamentales desde la perspectiva de género no permite que se tenga un entendimiento y panorama completo sobre del problema, aseguró el especialista, “lo que estamos haciendo es garantizar al crimen organizado que la trata de niños, niñas y adolescentes es un buen negocio”, comentó.
 
ENTIDADES NO EMITEN ALERTA AMBER
 
Asimismo, los protocolos existentes de búsqueda están desasociados, añadió Juan Martín Pérez. En estados donde existen altas cifras de desapariciones de adolescentes y niñas, y que también cuentan con la Alerta de Violencia de Género (AVG), el número de Alertas Amber que emiten las autoridades son mínimas.
 
“Si uno hiciera el análisis de cuántas Alertas Amber se emiten en los estados de la República y cuántos son los casos de desaparición, se daría cuenta que no se están buscando a las niñas y adolescentes”, dijo. Pero la organización no ha logrado tener acceso a esta información porque no existe registro oficial de cuántas alertas son emitidas a nivel nacional, declaró Juan Martín Pérez.
 
El director de la Redim apuntó que la Alerta Amber está diseñada para que sea un mandato de búsqueda inmediata con el apoyo de medios de comunicación y dependencias públicas, sin embargo las 32 entidades se han ido sumando a su aplicación bajo sus propias condiciones y conocimientos.
 
Al no existir un sistema único, “la descoordinación está garantizada y lo que menos importa son los niñas, niñas y adolescentes”, reconoció Pérez García.
 
AUTORIDADES NO SIGUEN PROTOCOLOS
 
Juan Martín Pérez añadió que las autoridades no activan las acciones de búsqueda inmediata de mujeres y niñas reportadas como desaparecidas, se espera a que los familiares interpongan una denuncia o bien queda a consideración del funcionario creer si la niña o adolescente pueda ser víctima de un hecho delictivo.
 
Esto, a pesar de que el Protocolo Alba obliga a los tres niveles de gobierno a buscar a las niñas y mujeres reportadas como desaparecidas una vez que se tenga conocimiento del hecho, sin necesidad de esperar 72 horas o la denuncia.
 
De la misma forma, la Convención sobre los Derechos del Niño establece que las personas menores de 18 años deben recibir especial protección en caso de extravío o desaparición, “no importa si hay riesgo en su seguridad, es obligación de la autoridad buscarlas”, dijo el especialista en niñez y juventud.
DESESTIMAN DENUNCIAS
 
Asimismo, la organización ha detectado que las familias, al reportar la desaparición de las adolescentes se enfrentan a discriminación y violencia institucional.
 
Son cuestionadas por los aspectos físicos de la víctima, “si ellas tenían el cabello pintado, estaban maquilladas, o si tenían novio”, con el fin de desestimar la búsqueda, asegura el especialista, y “las madres reciben como respuesta que las busquen en los hoteles o que quizá están con su novio.”
 
A decir del especialista, las autoridades desechan el factor de que cada vez más las mujeres adolescentes que están desapareciendo, por lo que la organización ha denunciado que el número de alertas Amber emitidas para mujeres adolescentes entre 15 y 17 años en el país es menor al de personas menores de 15 años, acciones que ponen en riesgo la vida de las adolescentes.
 
Juan Martín Pérez concluyó que es obligación de las autoridades mexicanas prevenir la desaparición de la niñez y juventud través de políticas públicas, así como sancionar aquellos funcionarios que continúan siendo omisos en la prevención y atención a los casos de desapariciones de las niñas y las adolescentes en México.
 
17/HZM/GG







Todos los materiales realizados por Cimacnoticias (Texto, audio, video y fotografía) son realizados sin fines de lucro, se permite su uso y reproducción siempre y cuando se cite la fuente. No se permiten modificaciones o cambios en los materiales.

Para mayor información escríbenos a: agencia.cimacnoticias@gmail.com