Inicio » Agenda » Participación Política » Entre violencias, avanzan las mujeres en la vida política del estado de Guerrero

Entre violencias, avanzan las mujeres en la vida política del estado de Guerrero

Por Rosalba Ramírez Hernández

Acapulco, Gro. Con la desaparición de algunas y el asesinato de otras, el avance de los derechos políticos-electorales de las mujeres es difícil de aceptar para los hombres y los grupos políticos. La participación de las mujeres en la vida política del estado de Guerrero ha tenido un avance trascendental, pese a que, coinciden algunas lideresas, todavía falta mucho camino por recorrer en la libre toma de sus decisiones.

No es lo mismo la participación política en los municipios rurales e indígenas, aún hay trabajo por hacer, hay mucho machismo de raíz, opinó en entrevista para Cimacnoticias, Alejandra Mentado Basilio, originaria de Zapotitlán Tablas, en la comunidad Mè’phàà de Ahuaxotitla.

Estudió la licenciatura de Sistemas Formativos de los Pueblos Indígenas en la Universidad Pedagógica Nacional (UPN), en Tlapa de Comonfort, y creó desde el 2010, el proyecto comunitario dirigido a mujeres víctimas de violencia familiar para atender entre otras problemáticas, la compra-venta de las indígenas, pues en la región de la Montaña de Guerrero existen múltiples demandas y denuncias.

Obtuvo el Galardón Mukira 2017 “Jóvenes que inspiran” en la categoría de Igualdad de Género que otorga la organización civil del mismo nombre a la juventud que destaca por su trabajo en los Derechos Humanos, justicia e igualdad, prevención de la violencia, liderazgo, empoderamiento y cultura de la legalidad en el país.

En el 2018 y con 28 años de edad, compitió por la presidencia municipal de Zapotitlán Tablas por el partido de Movimiento Regeneración Nacional (Morena). Durante ese lapso, sufrió violencia política en razón de género. En distintas ocasiones, varios grupos de civiles la intimidaron con su presencia rodeándola con automóviles y motocicletas e incluso sufrió un intento de secuestro.

“Ser mujer es muy complicado porque la mayoría de la gente no te respeta y mucho menos cuando eres joven. Recibí muchas críticas, que era una “chamaquita” y que no tenía experiencia. (…) me decían que cómo una mujer iba a gobernar sin siquiera traer el cinturón bien puesto. La gente dijo que no iba a permitir que una mujer participara”.

alejandra Mentado Basilio 

Cuando arrancó la campaña, le llegó una amenaza de muerte por parte de un mensajero que se le acercó y le dijo: “En unos momentos vamos a chingarte. Comencé a temblar, tenía miedo, pero en ese momento me dije tengo que ser fuerte”. En los recorridos en las comunidades fue perseguida por automóviles con ventanas polarizadas y al finalizar las campañas en diciembre de ese año, un coche le cerró el paso sin lograr su objetivo.

Así ha sido, resumió, su participación dentro de la vida política que se ejerce en Guerrero.  El 3 de junio de 1955 por primera vez las mexicanas emitieron su voto en unas elecciones federales. Desde esa fecha hasta ahora, opina que ha cambiado el panorama porque hoy se puede decidir al gobernante y las mujeres puede participar dentro de este universo.

Emperatriz Basilio

Emperatriz Basilio Goytia inició su vida política a los 16 años de edad en el municipio de Zumpango del Río, su trayectoria política ha sido combativa, organizada y por la pasión de atender a la sociedad. Participó en las protestas de exigencia por la liberación de guerrilleros encarcelados, coordinó la creación del Frente Democrático Nacional en Chichihualco, Tlacotepec y Zumpango, entre los años 1988-1989. Ingresó a el Partido de la Revolución Democrática (PRD), del cual fue presidenta en su municipio de origen, e integrante de la Dirección Estatal en 2008-2012. Luego siguió creciendo en Movimiento Ciudadano (MC).

De familia con escasos recursos, le decían que la política era para gente con dinero y sólo para hombres. Se acuerda de la constante: “las mujeres que llegan al poder son puestas por sus maridos o amantes que muchas veces así se paga la cuota de género”.

Consideró que para muchos hombres en política el feminismo molesta, porque las mujeres ya no son funcionales para ellos: “Es una molestia si eres feminista. Te dan un cargo para que ellos mismos te manejen y te acotan mucho. Si no eres funcional al grupo político que te puso (en el cargo) comienzan a relegarte. Creo que en las feministas hay un espíritu natural de rebeldía al statu quo marcado por ese androcentrismo. Padecí como muchísimas mujeres en el estado y en el país, yo creo que por mi forma de pensar, de no callarme y de decir y actuar como siento, relegarnos, invisibilizarnos y a dejarme fuera”.

Añadió que es muy complicado aceptar que una mujer sea brillante, propositiva o participativa, pues sigue permeando el ambiente de cerrar el paso a las mujeres. Dijo que la violencia política hacia las mujeres puede ser muy sutil o descarada y pone como ejemplo que después de que, en 2008, 2012 y 2015, cuando coordinó las campañas para tres diputados federales respectivamente, levantó la mano para participar por un cargo popular; le cerraron las puertas y recibió como respuesta que no porque no pertenecía a ninguna de sus corrientes políticas.

“Es el mismo argumento machista de siempre: las mujeres no pueden participar en la vida política porque no saben ejercerla. Se ha pagado muy caro con las compañeras desaparecidas, amenazadas o muertas y la violencia fue proporcional a los espacios que peleamos. A cada avance se paga un precio pues es el ambiente social que estamos viviendo (…) Hace falta que llegue una presidenta de la República que tenga perspectiva y visión de género, actualizada de la condición social integral de la patria y también en Guerrero que combata en la lucha”.

Recién conformó la asociación sin fines de lucro RCZC A.C, integrada 80 por ciento por mujeres, 20 por ciento hombres, con una visión estatal que busca generar una nueva cultura municipal. Por lo pronto, ha comenzado desde el municipio de Eduardo Neri donde es promotora cultural con perspectiva de género, así como la defensa de los pueblos de Guerrero, aportando a la reconstrucción del tejido social a través de la promoción de los valores.

Emperatriz Basilio opinó que desde la perspectiva jurídica hay un avance trascendental de las mujeres en la política, se acciona la ley y se paran algunas violencias, además de que hay mujeres valiosas en puestos importantes a lo largo del país.

Cabe recordar que el 1 de junio de 2020 se aprobaron en Guerrero las reformas a la Ley Número 483, de Instituciones y Procedimientos Electorales estatal y la Ley número 456 donde se incluye el concepto de violencia política en razón de género: para prevenir, sancionar y erradicar la violencia política contra mujeres y para establecer medidas de protección y reparación del daño. Las reformas fueron publicadas en el periódico oficial del gobierno del estado de Guerrero al día siguiente. 

Sin el reconocimiento de su trabajo

Para María Luisa Garfias Marín, docente, activista, feminista, candidata a diputada plurinominal, consejera electoral del Instituto Nacional Electoral (INE) y presidenta de la organización “Aliadas por la Justicia”, el escenario no ha sido distinto. En 2018 fue recipiendaria de la medalla “Sentimientos de la Nación” otorgada por el Congreso de Guerrero.

En 1974 ingresó a una organización marxista con corriente socialista, y en 1976 fundó junto a otros compañeros, el Partido Revolucionario de los Trabajadores (PRT), que lanzó dos veces a la candidatura a Rosario Ibarra de Piedra.

Fundó organizaciones en defensa de los derechos de las mujeres como en 1995 con “Mujeres guerrerenses por la democracia” y posteriormente constituyó el colectivo “Nosotras” en 1998 hasta el 2010, fecha en que se desintegró. En 2016 lanzó “Aliadas por la justicia”, cuya agenda son los derechos políticos de las mujeres y las visibilizaciones de las violencias.

Su labor ha girado en un entorno masculino, patriarcal, de desacreditación, humillación y desvalorización de su trabajo. Cuando el PRT perdió el registro en 1998 vivió violencia política en razón de género como la invisibilización de su trabajo político que la llevó a tomar la decisión de renunciar. “Las violencias las viví por parte de los hombres y las compañeras, guardaron silencios, no salieron a la defensa con excepción de una compañera poeta. Lloré y me dolió mucho porque fui fundadora de ese partido desde 1976 y renuncié en noviembre de 1999”.

“Persiste la cultura tradicional y educación sexista, la reproducción de estereotipos y la consideración de que las mujeres son únicamente para los espacios privados, por eso dije que sería bueno implementar una campaña de alfabetización de igualdad de género”.

Silvia Alemán

Silvia Alemán Mundo, impulsó las causas de los derechos de las mujeres, económicos, políticos, sociales, de campesinas e indígenas y al medio ambiente. Fue candidata a la presidencia municipal de Chilpancingo por el partido de Morena en 2018 y también candidata a la rectoría de la Universidad Autónoma de Guerrero (Uagro). Docente en la escuela de Filosofía y Letras, en la carrera de Sociología.

En 2016 inició un grupo de reflexión sobre la democracia al interior de esa universidad, motivo por el que en 2017 la invitaron a participar por la rectoría, pero dejaron a un lado su trayectoria académica y solo pusieron su atención en que no presentó el aval de 40 consejeros universitarios, a los cuales acudió pero no aceptaron respaldar su candidatura, requisito que no se encuentra en la Ley Orgánica de la Universidad, sino sólo en el estado general y en el Reglamento Electoral de esa institución.

“En la universidad me enfrentaba a un poder nunca antes visto y oscuro. Emocionalmente me afectaba porque utilizaban a los mismos estudiantes para que me vigilaran y hacían la función de agresores y dos maestros con una larga trayectoria me dijeron que si yo quería acostarme con ellos. Yo vi eso como una estrategia de agresión y de debilitarme en mi vida íntima”.

Algo similar ocurrió con su candidatura para la alcaldía de Chilpancingo pues considera que reinó un clima de compra de votos y corrupción por candidatos de otros partidos como el gasto excesivo en sus campañas. Varios actores políticos emitieron juicios y señalamientos públicos que la afectaron emocionalmente. Era su primera candidatura. “Tener esos comentarios de políticos con mucha trayectoria, con mucho poder adquisitivo y poder, me cimbró”.

Ella consideró que desde el 3 de julio de 1955 a la fecha, hay efervescencia en la participación de las mujeres, pero un proceso desigual. Hay muchos prejuicios machistas y hay mucho por hacer en las zonas rurales e indígenas. Falta mucho para que a las mujeres se les vea como candidatas viables a un cargo público en sus lugares de origen.

20/RRH/LGL

También en Cimacnoticias

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más

A %d blogueros les gusta esto: