Inicio Aung San Suu Kyi, una vida dedicada a la justicia y el bien

Aung San Suu Kyi, una vida dedicada a la justicia y el bien

Por Gladis Torres Ruiz

Relatores especiales de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) demandaron que el juicio para Aung San Suu Kyi, figura emblemática de la oposición contra la dictadura militar que ocupa el poder desde 1962 en Birmania, sea justo y abierto. Hasta el momento, el proceso contra la Premio Nobel y sus ayudantes ha estado lleno de violaciones flagrantes de los derechos básicos de cualquier persona enjuiciada.

Aung San Suu Kyi celebra hoy su cumpleaños 64 con los guardias de la cárcel, ya que se le prohibió recibir cualquier tipo de visita.

La agencia de noticias de Naciones Unidas informó que cinco expertos en derechos humanos urgieron a las autoridades de Myanmar a garantizar la justeza del juicio a la líder de la Liga Nacional para la Democracia. A decir del relator especial sobre la independencia de jueces y abogados, Leandro Despouy, el proceso ha estado lleno de contravenciones; la transparencia en la administración de la justicia ¾recordó¾ es un requisito de cualquier país gobernado por un Estado de derecho.

Entre las irregularidades en el caso de la galardonada está la presentación de 14 testigos por parte de la fiscalía, mientras que a la defensa sólo se le permitió un testigo. También, se le ha prohibido a las y los periodistas hablar con los abogados defensores.

Al respecto, el relator especial sobre la libertad de expresión, Frank La Rue, consideró que dado el compromiso del gobierno de Myanmar con un proceso de transición política, los medios de comunicación nacionales e internacionales deberían tener acceso al actual juicio de la opositora birmana.

Aung San Suu Kyi estuvo en arresto domiciliario más de 13 años; el 14 de mayo de 2009, junto con sus dos asistentes, fue encarcelada en la prisión de Insein, acusada de haber recibido en su casa a un individuo que permaneció ahí dos noches.

HOY CELEBRA SU CUMPLEAÑOS

Nació en Rangún, el 19 de junio de 1945. Tras diplomarse en Oxford, inició su vida laboral en la Secretaría de las Naciones Unidas y como profesora en la India. En 1988, regresó a Birmania y participó en el “Segundo combate en pro de la independencia nacional”, inspirado en el ejemplo del pacifista Gandhi y en su fe budista, que la llevó a propugnar una “revolución del espíritu que se manifiesta mediante el reconocimiento de la necesidad del diálogo y la compasión por los más humildes”.

En 1989 fue sometida a arresto domiciliario en Rangún. Asumió la dirección de la Liga Nacional para la Democracia (LND), misma que ganó las elecciones en 1990 por mayoría aplastante. Sin embargo, las autoridades militares no reconocieron el triunfo y su partido no pudo formar un gobierno civil.

Aung San Suu Kyi se quedó al lado de su pueblo, dando testimonio de su fe en la idea del bien y de lo justo. Ha recibido sucesivamente los premios Thorolf Rafto de defensa de los derechos humanos, y el Sájarov de libertad de pensamiento.

Reconocida como prisionera de conciencia por Amnistía Internacional, el 14 de octubre de 1991 fue galardonada con el Premio Nobel de la Paz, gracias al cual dio a conocer su lucha al mundo entero. Continuó rechazando el exilio que se le proponía a cambio de su silencio sobre la represión de su gente.

Al Nobel, se le sumó el Premio Simón Bolívar en 1992, por su “su lucha visionaria que combina el idealismo y el pragmatismo ilustrado”.

En 1995, las presiones ejercidas por los Estados Unidos condujeron a una breve “liberación”, periodo durante el cual, la líder organizó marchas multitudinarias que fueron reprimidas, terminando en la detención de dirigentes de la oposición y el establecimiento de un bloqueo en torno a su casa, hasta que fue sometida nuevamente a arresto domiciliario en 1996.

A través de otras mujeres laureadas con el Nobel de la Paz (Mairead Maguire, Shirin Ebadi, Jody Williams y Rigoberta Menchú Tum), Aung San Suu Kyi ha enviado mensajes al mundo denunciando la situación de los derechos humanos en su país y pidiendo a la comunidad internacional que conceda la prioridad a los derechos políticos de la Liga Nacional, cuya dirección sigue asumiendo.

09/GTR/RMR/GG

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles.Acepto Leer más

Skip to content