Inicio Crisis orilla a mujeres de Camboya al comercio sexual: ONU

Crisis orilla a mujeres de Camboya al comercio sexual: ONU

En medio de la crisis financiera mundial, mujeres de Camboya se incorporan al comercio sexual, señala un reporte de las Naciones Unidas, donde recomienda a ese país fortalecer su seguridad social, mejorar su capacitación laboral y colocación para ayudar a las mujeres a evadir esa peligrosa actividad donde se las explota.

Este reporte, dice un comunicado de prensa de la ONU, fue preparado por la Agencia Interna del Proyecto de Tráfico Humano de las Naciones Unidas (UNIAP), basado en un estudio realizado de abril a mayo de este año y que involucró a 357 mujeres y niñas, con edades entre 15 y 49 años, empleadas en el sector de entretenimiento de la capital Phnom Penh, en establecimientos como burdeles, bares de karaoke y salones de masaje.

El objetivo de este estudio fue dimensionar el incremento de la explotación, trata y tráfico en Camboya, como resultado de la crisis financiera, específicamente la trata de mujeres y niñas en el sector del entretenimiento, señala la UNIAP en su comunicado.

El reporte muestra que durante la crisis las mujeres han entrado al comercio sexual, luego de pasar por situaciones donde las condiciones laborales han disminuido, como en el sector del vestido, donde ellas experimentan largas horas de trabajo y bajo salario.

La razón más común por la que se incorporan las mujeres y las niñas al comercio sexual es: por “circunstancias familiares difíciles”, seguidas de una ‘forma fácil de ganar dinero y buenas condiciones para trabajar”.

La mayoría de las trabajadoras de los salones de massage, (57 por ciento) encontró esa actividad de manera independiente, mientras el 46 por ciento de las trabajadoras del karaoke la encontró a través de sus amigas. Y cerca del 80 por ciento mediante trabajadoras sexuales directas y también por sí mismas.

El estudio encontró que 58 por ciento de las mujeres que entró al sector del entretenimiento antes de la crisis estaban endeudadas, en tanto que el 42 por ciento se incorporó a ese sector después de la crisis.

Explica el informe que para las mujeres, emplearse en este sector es una forma de obtener préstamos de sus jefes para pagar su deuda, por lo cual son más vulnerables al control mediante tácticas y violencia que las conduce a aceptar condiciones de esclavitud, señala la UNIAP.

Estas deudas, detalla el informe, aunque no sean préstamos de esclavitud, están asociados a violencia y peligrosas restricciones a las libertades y a su supervivencia.

El reporte recomienda medidas de seguridad social diseñadas para atender las necesidades de las familias de estas mujeres que son vulnerables a la explotación y degradación de condiciones de trabajo, así como medidas de mejoramiento de condiciones de trabajo y alternativas de enseñanza y asistencia de empleos y lugares.

También recomienda proveer información específica a la gente que podría ser más vulnerable, sobre servicios de acceso social, de entrenamiento para accede a trabajos, acerca de los riesgos de usar ese tipo de préstamos y cómo obtener acceso a otro tipo de préstamos y créditos.

09/LPB/GG

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles.Acepto Leer más

Skip to content