Inicio » España: brecha salarial de género alcanza el 23 por ciento

España: brecha salarial de género alcanza el 23 por ciento

Por la Redacción

Los hombres ganan 23 por ciento más que las mujeres, según las conclusiones de la española Unión General de Trabajadores (UGT), en un informe elaborado por el día de la igualdad salarial.
 
Lo anterior significa que la desigualdad, lejos de retroceder, aumenta cada año. Si en 2009 una mujer tenía que trabajar 80 días más que un hombre para cobrar lo mismo por idéntico trabajo, cuatro años después las mujeres necesitan dos días más para percibir la misma retribución: para que se equiparen los sueldos, ellas deberían trabajar 84 días más al año.
 
El informe “El empleo no impide el empobrecimiento de las mujeres”, presentado en rueda de prensa por la responsable de Igualdad de la UGT, Almudena Fontecha, advierte que no se están paliando los efectos del empobrecimiento femenino, ya que la brecha salarial unida a la precarización acarrean una peor situación económica para las mujeres que para los hombres.
 
De hecho, en 2012 más de 7.7 millones de mujeres estaban ocupadas y de ellas, 1.7 millones percibían ingresos inferiores a 612.9 euros al mes (cerca de 11 mil 200 pesos mexicanos), es decir, su sueldo estaba por debajo del umbral de la pobreza.
 
“El empobrecimiento de las mujeres asalariadas es el resultado de su concentración en los salarios más bajos”, explica el estudio para incidir en que el 51.4 por ciento de las mujeres ganan 1.5 veces el salario mínimo interprofesional (641 euros/11 mil 700 pesos mexicanos), y sólo el 0.27 por ciento de ellas lo superan en 10 veces.
 
En este sentido, Fontecha llamó la atención sobre la persistencia de una mayor cantidad de mujeres en el empleo a tiempo parcial, pese al incremento de trabajadores masculinos en este ámbito a causa de la crisis.
 
Las mujeres con trabajo a tiempo parcial (dos millones de empleadas, el 26 por ciento de las asalariadas) perciben 719 euros al mes (13 mil 130 pesos mexicanos), mientras los hombres en estos trabajos (730 mil 100) superan los 804 euros mensuales (cerca de 14 mil 700 pesos mexicanos).
 
Por tanto, el número de mujeres que trabajan a tiempo parcial es casi el triple que el de los hombres, y cobran 85 euros menos en promedio al mes (mil 552 pesos mexicanos).
 
Fontecha resaltó que las mujeres son, además, las que perciben los salarios más bajos y que aunque cada vez están más formadas esto no se traslada a sus ingresos.
 
Así, en España para alcanzar las retribuciones de un hombre sin estudios, una mujer debe tener un grado de Formación Profesional o tener un diploma universitario. El maltrato de las mujeres en el mercado laboral repercute a su vez en una menor protección social.
 
Asimismo, destacó que la brecha salarial se da sobre todo en el sector privado (en términos porcentuales es de más del doble que en el público, 28.25 por ciento frente al 12.34 por ciento), y más en unos países que en otros (así, según datos de Eurostat, Alemania supera la media de brecha salarial de la Unión Europea, que se sitúa en 16.2 por ciento, y por el contrario Portugal e Italia están muy por debajo de la media).
 
ESPECIALISTAS RECIBEN 30 POR CIENTO MENOS
 
Por sectores, la hostelería es la actividad peor remunerada para las mujeres, pues perciben 36.03 por ciento menos que el salario medio femenino y 49.26 por ciento del salario medio masculino.
 
Las mujeres con elevada formación académica, que se dedican a actividades profesionales, científicas y técnicas, por realizar un trabajo de igual valor reciben 30 por ciento menos de salario.
 
El sindicato explica en el informe que las “políticas económicas, laborales y sociales emprendidas por el gobierno, basadas en la austeridad y en los recortes, están suponiendo una devaluación de los salarios del conjunto de los trabajadores y las trabajadoras, lo que se traduce en una pérdida de su poder adquisitivo y en su empobrecimiento, afectando mayoritariamente a las mujeres al tener salarios más bajos”.
 
Igualmente acusa al Ejecutivo de no haber iniciado medidas para corregir las desigualdades retributivas y “alcanzar la igualdad de oportunidades entre mujeres y hombres en el mercado laboral”.
 
MENOS SUBSIDIOS Y PENSIONES
 
Con estos menores ingresos, las rentas derivadas del trabajo que se generan también son menores. Las mujeres se sitúan mayoritariamente en las cuantías más bajas de las pensiones contributivas, con una media de 440.25 euros al mes/8 mil pesos mexicanos (dos mujeres por cada hombre en este tramo) y, en cuanto a las de jubilación, la media es de 849.79 euros al mes (15 mil 500 pesos mexicanos), 32.58 por ciento menos que entre los hombres.
 
El 24.48 por ciento de los hombres percibe pensiones por debajo del SMI, frente al 71.81por ciento de las mujeres.
 
“Más de un millón de mujeres jubiladas en la actualidad están sufriendo las consecuencias de las discriminaciones soportadas a lo largo de la vida. Los escasos recursos de estas mujeres, añadido a los altos costos de los servicios, sobre todo sanitarios y de atención domiciliaria que requieren de manera ineludible y que deben autofinanciarse, unido a la subida del IVA en todos los bienes de consumo, limita e impide que muchas mujeres puedan cubrir sus necesidades básicas”, se explica en el estudio.
 
En cuanto al desempleo, está peor retribuido y dura menos tiempo que entre los hombres: una mujer sin empleo percibe en promedio al año mil 825 euros menos que un desempleado en su misma situación (poco más de 33 mil 300 pesos mexicanos).
 
“Al igual que en el caso de las pensiones de jubilación, las mujeres que no acceden al desempleo contributivo pasan directamente a percibir otro tipo de prestaciones que, por la escasa cuantía, sitúan a un importante número de mujeres desempleadas en situación de pobreza o de pobreza extrema si tienen personas a su cargo”, apunta la investigación.
 
Hoy, de los 2.8 millones de mujeres sin empleo, sólo 580 mil 600 perciben un seguro de desempleo; 539 mil 900 mujeres perciben pensiones de nivel asistencial y 1.68 millones no reciben ningún tipo de ayuda pública, cifra que va en aumento.
 
“Aumentó el número de mujeres desempleadas y se van reduciendo las mujeres que reúnen los requisitos de cotización suficientes para acceder al desempleo contributivo debido a la elevada presencia en el trabajo temporal y a tiempo parcial”, señala el informe.
 
SUICIDIO COLECTIVO
 
Como apunta UGT: “En las vidas laborales de las mujeres se produce un empobrecimiento paulatino, inician su inserción laboral con salarios más bajos que los de los hombres y las repercusiones de esta discriminación se mantienen a lo largo de toda su vida y una vez abandonada su vida laboral la penalización es aún mayor”.
 
Las españolas también son mayoría entre quienes cobran rentas mínimas de inserción, suponen el 61 por ciento del total, 132 mil 801 frente a 84 mil 557 hombres.
 
Las diferencias se agravan cuando se trata de personas con hijas o hijos a cargo, pues llegan a ser el 71 por ciento de las mujeres las que tienen que recurrir a este tipo de ayudas.
 
“Este país está cometiendo un suicidio colectivo”, denunció Fontecha, para incidir en que la falta de políticas públicas de apoyo a las mujeres pasa factura a la economía de todo el país, ya no sólo en términos de caída de la natalidad y de falta de un modelo productivo sostenible, sino porque “la desigualdad del presente” será la pobreza del futuro.
 
En este sentido, la sindicalista destacó que “este país va a tener un problema social y demográfico muy importante” porque ante la “ausencia” de políticas públicas las mujeres “han ido adoptando decisiones” como retrasar la edad de maternidad o tener menos hijos de los que querrían.
 
“Eso iba a ser la puerta al mercado de trabajo, pero tampoco ha sido así”, apuntó Fontecha para advertir que así, ahora ni natalidad, ni empleo, ni riqueza.
 
14/RED/RMB

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más

A %d blogueros les gusta esto: