Inicio Guarderías de Calderón, idea del movimiento de mujeres

Guarderías de Calderón, idea del movimiento de mujeres

Por Lourdes Godínez Leal

El reconocimiento oficial y el apoyo económico del gobierno son las únicas diferencias entre las guarderías y estancias infantiles para madres trabajadoras recientemente inauguradas por Felipe Calderón y los Centros de Desarrollo Infantil Comunitario (CDIC) que existen desde 1995 en la Ciudad de México.

Como un compromiso de campaña, Calderón arrancó en días pasados su Programa Nacional de Guarderías y Estancias Infantiles inaugurando casas particulares adaptadas para el cuidado de 50 mil niñas y niños del país, en Nayarit, Yucatán, Morelos, Puebla, Veracruz y el Estado de México.

Este programa, al que hoy se destinan 125 millones de pesos en capacitación para las señoras que los atiendan, fue en su origen una iniciativa del movimiento de mujeres, perteneciente a la organización de colonos de San Miguel Teotongo, en la delegación Iztapalapa de la Ciudad de México.

Actualmente la Sierra de Santa Catarina cuenta con tres CDIC: en la colonia Miravalle; en la ampliación Santiago y el de San Miguel Teotongo.

Los CDIC, creados por las madres de las comunidades que no tienen en dónde dejar a sus hijas e hijos, son apoyados, en su mayoría, por organizaciones civiles o religiosas, porque hasta ahora el gobierno no ha querido reconocer el trabajo que realizan y los considera como instituciones privadas, por lo que no reciben ninguna ayuda federal, recuerda Claudia, de la Unión de Colonos de San Miguel Teotongo.

Pese a ello, ahí se atiende a menores de cero a seis años de edad en horarios que incluso llegan a más de seis horas, dependiendo de los horarios de las madres trabajadoras.

De los que existen, en más del 90 por ciento se proporciona un alimento o más y se brinda apoyo para tareas escolares. Sus programas educativos están basados en los de la Secretaría de Educación Pública.

Se estima que actualmente existen alrededor de 35 centros comunitarios de este tipo en 10 delegaciones del Distrito Federal y cuatro en el Estado de México.

ORIGEN

El primer Centro de Desarrollo Infantil Comunitario (CDIC) nació en 1995 en esa localidad, donde el movimiento popular de vecinos había iniciado desde los años 70, para demandar agua potable, pavimentación, vialidades y regularización de la tierra, recuerda Claudia, de la Unión de Colonos de San Miguel Teotongo.

San Miguel Teotongo, ubicada en la sierra de Santa Catarina, es una de las colonias más pobladas y marginadas del Distrito Federal.

Las mujeres –relata Claudia en entrevista con Cimacnoticias–, tomaron la lucha en sus manos, sobre todo porque en ese entonces todas las colonias que ahora conforman la sierra de Santa Catarina, aproximadamente 46, eran territorios muy disputados por el PRI.

“Como las mujeres tenían que salir a defender lo que les correspondía, no tenían en dónde dejarnos, porque además ni siquiera había guarderías o algo así”, comenta Claudia.

Claudia recuerda que en ese entonces las y los niños se enfermaban frecuentemente del estómago y la mayoría estaban desnutridos. Entonces las madres de familias empezaron a dar un impulso a las cocinas populares que estaban atendidas por otras mujeres que ofrecían comida y cuidaban a las y los niños de las madres que formaban parte del movimiento.

Muchas empezaron a trabajar, cuando llegaron los servicios básicos, pero las guarderías no. Así surgió el primer CDIC, como una alternativa para ellas, las y los pequeños.

06/LGL/CV/GG

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más