Mujeres tseltales, tsotsiles y tojolabales no reconocen a Yaneth Martínez como diputada indígena

ESTADOS
POLÍTICA
   Es diputada federal electa por el distrito indígena de Las Margaritas
Mujeres tseltales, tsotsiles y tojolabales no reconocen a Yaneth Martínez como diputada indígena
CIMACFoto: Yunuhen Rangel Medina
Por: Isaín Mandujano
Cimacnoticias/ChiapasParalelo | Tuxtla Gutiérrez, Chis .- 07/08/2018

Un grupo de mujeres tseltales, tsotsiles y tojolabales ingresaron a la sesión de la Junta Distrital número 11 de las Margaritas celebrada el día de ayer, para denunciar que la entrega de constancia de mayoría relativa a la diputada federal electa por la coalición de Morena, PES y PT, Yaneth Martínez Domínguez, no tenía legitimidad, pues ella no es de origen indígena como lo exige la ley.

Yaneth Martínez Domínguez fue designada la semana pasada por el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) como diputada federal electa por el distrito indígena de Las Margaritas, en sustitución de Roberto Rubio Montejo, quien tampoco era indígena originario de esa región tojolabal.

A la cabeza del grupo de mujeres indígenas, Olga López interrumpió esta tarde el acto oficial, justo cuando la vocal ejecutiva de la Junta Distrital, Norma de Jesús Sánchez Gómez, entregaba la constancia como lo ordenó el Tribunal federal.

La joven indígena empezó a leer el pronunciamiento de su organización en el que celebró que, si bien el Tribunal Electoral Federal hizo bien en declarar nula la elección de Rubio Montejo, cercano colaborador y amigo del gobernador Manuel Velasco, tampoco es legítimo reconocer a Yaneth Martínez Domínguez y su suplente, ambas de la coalición “Juntos haremos historia”.

Mientras la joven indígena leía el documento, en el lugar se hizo una pausa para escucharla. Sin embargo, al terminar, Sánchez Gómez aceleró la entrega, subió la voz, cerró la sesión y se retiró del lugar dejando ahí a las indígenas que rechazaban el acto.

Las manifestantes señalaron que es un “agravio” a los pueblos originarios de Chiapas y de México que una candidata usurpe una identidad indígena que no tiene, como es el caso de Yaneth Martínez Domínguez, quien no pertenece a ninguna población indígena como lo exige la ley electoral y el marco normativo constitucional.

Por ello, exigieron que quede sin efecto la entrega de esta constancia y se reponga el procedimiento. Además, demandaron el respeto a la paridad de género prevista por la ley y a la adscripción o identidad indígena para este distrito electoral de alto número de población hablante en tojolabal.

Yaneth Martínez Domínguez obtuvo la diputación por la coalición “Juntos haremos historia”, luego de que el TEPJF revocó su constancia de mayoría y validez de la elección a Roberto Antonio Rubio Montejo, exsecretario Técnico del gobernador Manuel Velasco.

La resolución del Tribunal resolvió que este espacio le fuera entregado a Martínez Domínguez, porque ella y su suplente obtuvieron el segundo lugar en número de votos, además de que le correspondía por cuota de género a una mujer.

Sin embargo, la antropóloga del Centro de Investigaciones y Estudios Superiores en Antropología Social (CIESAS),Araceli Burguete Cal y Mayor, aseguró que “las y los tojolabales no la reconocen como una mujer indígena tojolabal. La documentación que presentó ante el Instituto Nacional Electoral (INE) para demostrar adscripción indígena, no es de una autoridad del ejido o comunidad, sino de una organización social” del ejido Tabasco en el área Tojol-ab’al de ese municipio.

El problema, agregó, es que el INE “tiene poco cuidado en cuidar los requisitos del criterio de identidad, no capacitó a su personal para recepcionar la información, o bien dejó abierta la puerta para el cohecho por parte de los partidos políticos”.

El abogado indígena y profesor investigador de la Universidad Autónoma de Chiapas (UNACH), Marcos Shilón, añadió: “nos encontramos frente al problema de la usurpación. De nueva cuenta, y se cae en el mismo escenario de antes; puesto que el sentido de la resolución del Tribunal debería garantizar la representatividad y representación indígena, más no las cuotas de poder de los partidos políticos o coaliciones”.

18/IM/LGL