Inicio » Pide Vera desterrar “cultura de la muerte” y ganancia desmedida

Pide Vera desterrar “cultura de la muerte” y ganancia desmedida

Por Soledad Jarquín Edgar/enviada

El obispo de Saltillo, Raúl Vera, llamó hoy a desterrar la cultura de la muerte que impera en esta región, pues está fundada en la mentalidad de poner por encima del valor de la vida humana la ganancia económica desmedida de unos cuantos.

Luego de una misa en el templo católico de Santiago Apóstol, en memoria de los 65 mineros muertos el año pasado en una explosión en la mina número 8 de Pasta de Conchos, el obispo pidió porque en la zona carbonífera de Coahuila se reestablezca un auténtico progreso para todos los habitantes, fundado en la responsabilidad ética de todos los involucrados en la operación segura de las minas.

Vera apuntó que las familias de Pasta de Conchos, con toda razón, están exigiendo justicia al pedir que se castigue a los verdaderos culpables de esta tragedia, pues si se mantiene la impunidad a empresarias, funcionarios públicos y líderes sindicales, sus hijos y otros familiares que trabajan en la mina seguirán expuestos a morir, como sucedió hace un año.

El obispo, quien reiteró hoy de nueva cuenta se que cancelen las concesiones a Industrial Minera de México, pues existen evidencias sobre la negligencia criminal y las omisiones en contra de la seguridad de los trabajadores, como revelan las condiciones de los dos únicos cadáveres que han sido rescatados, que “habrían muerto aplastados y no quemados”, como hasta ahora se ha dicho.

En entrevista, el obispo dominico de Saltillo reconoció que la tragedia de Pasta de Conchos pudo evitarse.

“El concesionario está obligado a cumplir todo lo que ordenan las leyes y normas mexicanas, para garantizar las condiciones de seguridad e higiene en las minas. La misma obligación recae sobre el equipo operativo que contrata para administrar la mina. En tanto las instancias federales (STyPS e IMSS) están obligadas a supervisar las minas y los sindicatos deben defender los derechos de los trabajadores”.

Apuntó que no se pueden seguir atribuyendo los accidentes nada más a los errores de los mineros: “un siniestro de la magnitud de lo ocurrido en Pasta de Conchos, sabemos por la voz de los expertos y de los mismos mineros, operaba sin cumplir leyes y normas fundamentales”.

07/SJ/GG

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más

A %d blogueros les gusta esto: