Inicio Privatización de seguridad social, golpe a población femenina

Privatización de seguridad social, golpe a población femenina

Por Esther de la Rosa

Las propuestas laborales y reformas a la seguridad social del gobierno foxista suponen una marcha atrás para las trabajadoras, sobre todo en el ámbito de la maternidad y el trabajo.

Así lo sostuvo Marcela Carrillo, integrante del comité promotor del Segundo Encuentro Nacional de Trabajadoras y la Seguridad Social, que tuvo lugar este fin de semana en el Sindicato Independiente de los Trabajadores de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM).

“Se da un proceso de privatización en las guarderías. Hay también una política específica en el manejo del salario, con el objeto de desplazar a la fuerza de trabajo femenino del empleo formal”, declaró Carrillo a cimacnoticias.

Marcela Carrillo subrayó que este proceso se ha dado de forma gradual no sólo en el gobierno de Fox, sino que desde hace dos décadas, “en nuestro país se está instaurando un modelo neoliberal a través de reformas jurídicas y legales que sexenio tras sexenio se han ido introduciendo poco a poco.”

Para las participantes en el encuentro, uno de los mejores ejemplos de los pasos dados por el gobierno para instaurar este modelo, es la fallida propuesta de reforma de la Ley Federal del Trabajo (LFT), conocida como Ley Abascal porque la impulsó en 2003 el entonces secretario de Trabajo y Previsión Social, Carlos Abascal.

Según Monserrat Rico Rodríguez, secretaria de publicaciones de Conaculta, la ley supone un serio revés a los derechos de los y las trabajadoras, al proveer la contratación temporal y por periodo de capacitación, sin que el o la empresaria deba comprometerse a realizar un contrato indefinido.

“Este tipo de agravios implica un nuevo factor de riesgo para la estabilidad en el trabajo de las mujeres en su calidad de madres de familia, ya que el hecho de tomar la decisión para tener hijos, implicaría la escisión de la relación laboral en el intermedio de gestación, provocando la pérdida de los beneficios de la seguridad social, sólo por poner un ejemplo”, apuntó Rico.

En referencia a la maternidad, la antropóloga Lilia Jiménez Robledo aseguró que las mujeres se encuentran en una encrucijada, la de elegir entre “trabajo o hijos”.

Jiménez reconoció que ella misma se encontró en esa misma encrucijada, ante la que eligió ser madre “porque de haber elegido la primera opción no me habría alcanzado ni para pagar una guardería”.

La antropóloga considera que no existen apoyos suficientes para las madres trabajadoras, ni en la esfera pública ni en el ámbito del hogar por parte de los esposos.

“Mi experiencia personal me deja claro que las nuevas formas de laborar nos circunscriben al ámbito doméstico, quizás como una forma de crear espacios ante el creciente desempleo.”

Otro de los aspectos que preocupa a las participantes, es el de las reformas de la seguridad social, que para Carrillo, “se dirigen a romper con los fondos solidarios e instituir cuentas individuales.”

En su opinión, las mujeres se verían más afectadas, ya que ocupan puestos de trabajo menos remunerados y peor cualificados, por lo que dispondrían de menos recursos para realizar dichas aportaciones individuales.

05/ER/MR

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles.Acepto Leer más

Skip to content