Inicio Sale libre Zac-Nicté por falta de pruebas acusatorias

Sale libre Zac-Nicté por falta de pruebas acusatorias

Por Paulina Rivas Ayala

Por falta de pruebas acusatorias, hoy fue liberada Yasuri Zac-Nicté Pool Mayorga, después de 17 días de permanencia en el Centro de Readaptación Social (Cereso) de Chetumal acusada de homicidio doloso calificado tras sufrir un aborto espontáneo.

Así lo informó en entrevista telefónica con Cimacnoticias, la abogada Gabriela Rojo, quien hace dos días asumió la defensa legal de Zac-Nicté.

La liberación ocurrió a la 1:45 de la tarde debido a que la Procuraduría de Justicia (PGJ) del Estado de Quintana Roo desistió de la acción penal contra Zac-Nicté y sobreseyó el caso, expresó Rojo, quien también es presidenta de la Fundación Pro-mujer de Quintana Roo.

“Zac Nicté está en libertad absoluta. Salió sin ningún cargo, pero las autoridades no le ofrecieron ningún tipo de disculpas” por haberla tenido tras las rejas durante casi tres semanas, explicó la abogada.

Por su parte, en entrevista telefónica, Zac-Nicté dijo estar “muy contenta” por su liberación y añadió que entre sus planes esta encontrar un trabajo, quizá en el área de computación.

ANTECEDENTES

El pasado 4 de octubre, Zac-Nicté tuvo un aborto espontáneo en su casa, en la comunidad de Los Sabidos, en Quintana Roo, por lo que su hermano y su madre la llevaron al Seguro Social de la comunidad Rojo Gómez y de ahí la trasladaron al Hospital Morelos de Chetumal, donde le practicaron un legrado.

El 6 de octubre la trasladaron al Cereso y le dictaron auto de formal prisión cuando todavía no se recuperaba de la cirugía, lo que constituyó una violación a su derecho a la salud; asimismo, los primeros días de detención le impidieron a su madre pasarle los medicamentos que necesitaba para su restablecimiento, indicó Gabriela Rojo.

Añadió que “por el momento” no iniciará ninguna acción penal contra las autoridades para exigir la reparación de los daños hasta hablar con la afectada, quien por ahora “está asustada”

Zac-Nicté y su madre, Angelita Mayorga, coincidieron en que “empezarán de nuevo” y se olvidarán del asunto debido a que les “causó un daño psicológico muy fuerte”

La abogada pretende que hoy Zac-Nicté tenga atención médica particular para que le realicen los estudios ginecológicos pertinentes e inicie su recuperación.

El aborto en Chetumal es un delito que se persigue de oficio después de que en abril pasado se aprobó la reforma al artículo 15 de la Constitución local para defender la vida desde el momento de la concepción (sic).

La familia se Zac-Nicté es de origen humilde. Este suceso le dejó secuelas económicas importantes debido a que hubo que vender una parte del terreno donde sembraban caña para pagarle a Elías Hernández, el primer abogado que llevó el caso.

Angelita Mayorga, quien trabajaba “limpiando casas”, dejó de laborar durante todo el tiempo que su hija estuvo en el Cereso, pues tuvo que cuidar a sus nietos Karen, de año ocho meses de edad, y Emanuel, de cinco, a quien hoy en la tarde le darán la sorpresa de que “su mamá ya salió”

09/PRA/YT/LGL

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más