Inicio UNICEF enfrenta el bullying con el programa “Crea tu espacio”

UNICEF enfrenta el bullying con el programa “Crea tu espacio”

Por Narce Santibañez Alejandre

Las niñas sufren más los efectos del bullying –violencia entre iguales– en las escuelas, a diferencia de los niños. Los motivos son múltiples, ya sea por el físico, por costumbre o por motivos de género, alertó el Oficial de Educación del Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) México, Marcelo García Mazzoli, en entrevista con Cimacnoticias.

Reconoció, que es imposible conocer porcentajes del fenómeno, pero es evidente la violencia que permea entre iguales, en donde hay agresiones sexuales, físicas y psicológicas.

Así mismo, advirtió que existen distintos factores de exclusión y discriminación escolar hacia las niñas, ya sea por el embarazo en la adolescencia o por “ser niña, indígena y pobre”.

De la misma manera, el Informe del experto independiente para el estudio de la violencia contra niñas y niños, de Naciones Unidas en 2006, señala que en los centros educativos tiene lugar la violencia por motivos de género, ejercida por profesores y estudiantes varones contra las jóvenes.

El tipo de violencia dominante es emocional y se da mayoritariamente en el aula y patio de los centros escolares. Las y los protagonistas de los casos de acoso escolar suelen ser niñas y niños en proceso de entrada en la adolescencia, siendo mayor el porcentaje de niñas en el perfil de víctimas.

Es así como UNICEF México busca positivar la convivencia social de niñas y niños dentro de la escuela, reduciendo el bullying, a través del programa “Crea tu espacio”, implementado desde el 2008, con duración de cinco años.

Dicho programa, inicialmente va dirigido a estudiantes de secundaria, con el objetivo de modificar los ambientes escolares violentos que provocan exclusión y favorecen la deserción de las y los adolescentes.

Cabe destacar que la tasa de deserción en educación secundaria en el ámbito nacional es de 7.4 por ciento, es decir, siete de cada cien alumnas y alumnos no se inscriben al siguiente ciclo escolar.

El programa pretende discutir el fenómeno con las y los estudiantes a través de espacios de reflexión a nivel individual y grupal con talleres de sensibilización, mediante brigadas de mejoramiento escolar con temas como violencia, sexualidad, afectividad, medio ambiente, entre otros, en las que ellas y ellos plantean, para cambiar por una convivencia de paz y tolerancia.

Crea tu espacio es una instancia de participación dentro de la comunidad escolar, que pretende formar un Comité, integrado por docentes y familiares con el fin de dar seguimiento y apoyo al proceso para crear una red de protección dentro y fuera de la escuela a favor de las y los alumnos.

También se busca transformar el aprendizaje cambiando el sistema escolar caracterizado por modelos disciplinares de control externo y por métodos autoritarios en el aula, a través de la experiencia de organización Servicios a la Juventud A.C. (SERAJ).

LAS MUJERES PARTICIPAN

Crea tu espacio está estrechamente relacionado con el tema violencia porque se permanece latente entre las y los estudiantes, en donde las mamás, las docentes y alumnas han manifestado mayor interés, lo cual se le podría atribuir al contexto de violencia de género que se viven en México.

Las mujeres están más interesadas en aportar porque tienen una postura educativa, porque viven la violencia de pareja y quieren trabajar y contribuir a través de las experiencia personales, señaló el Oficial de Educación de UNICEF.

EL ESTADO DEBE ESCUCHAR A LA NIÑEZ

UNICEF México busca restituir el derecho a la escuela pública a la educación, al derecho de aprender, pues la escuela tiene una función social muy importante de formación ciudadana para niñas y niños.

Para el organismo internacional, es fundamental fomentar la participación de la niñez en los proyectos educativos, ya que son productores de conocimiento, a través de sus raíces, cultura y vida histórica, y el Estado mexicano tiene el deber de desarrollar la capacidad de escuchar e incorporar a la infancia y adolescencia en los procesos educativos.

Por eso, la comunidad educativa (escuela, Estado y familia) “debe abrir espacios de expresión horizontales, sin esperar respuestas adultas”, argumentó García Mazzoli.

El Oficial de Educación reconoció que aún no existe una “receta” para incluir a las y los estudiantes en los proyectos educativos, pero en UNICEF, en conjunto con la sociedad civil y la Secretaría de Educación Pública, buscan construir caminos para que se realice una metodología y se garantice la participación de niñas y niños, con el programa Crea tu espacio.

09/NSA/GG

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles.Acepto Leer más

Skip to content