Inicio » Alerta por falta de información para evitar embarazos precoces

Alerta por falta de información para evitar embarazos precoces

Por Gladis Torres Ruiz

Más de 695 mil adolescentes mexicanas entre 12 y 19 años han estado embarazadas alguna vez en su vida y el 80 por ciento de ellas no deseaba tener un hijo señaló la Secretaria de Salud (SS).

De acuerdo con la Encuesta Nacional de Salud y Nutrición 2006 (ENSANUT) realizada por la SS, en México se han incrementado los embarazos no deseados y las infecciones de transmisión sexual entre la población joven y la causa es la falta de información sobre estos temas.

El hecho de que un buen número de adolescentes de entre 12 y 19 años se hayan embarazado alguna vez, indica la dimensión de este grupo en términos de demanda de servicios salud para la atención del embarazo y parto.

De igual manera, según la SS, las complicaciones durante el embarazo y parto representan la quinta causa de muerte de las mujeres adolescentes y representa la mayoría de los egresos hospitalarios, no obstante que el 80 por ciento de las mujeres de este grupo poblacional en realidad no desean tener hijos.

La encuesta muestra también que las tasas de embarazo se incrementan en forma sustancial en las jóvenes mexicanas conforme aumenta la edad.

Así, mientras la tasa de embarazo en las adolescentes de 12 a 15 años fue de seis embarazos por cada mil, el número aumentó en las jóvenes de 16 y 17 años a 101 embarazos por cada mil, y el mayor incremento se observó en las adolescentes de 18 y 19 años, entre quienes se alcanzó una tasa de 225 embarazos por cada mil mujeres.

Estos resultados ubican al embarazo en la adolescencia como un problema relevante en el país, sobre todo en las mujeres de 12 a 15 años, ya que en estas edades constituye un elevado riesgo para la salud tanto de la madre como del hijo, subraya el documento de la secretaria.

Según el Consejo Nacional de Población (Conapo) el inicio de la actividad sexual constituye una transición crucial en la vida de las mujeres jóvenes, quienes no siguen la secuencia tradicional de tener relaciones hasta después del matrimonio o unión.

Los patrones del curso de vida se encuentran profundamente vinculados al lugar que ocupan las mujeres en la estructura social.

Ante este panorama, la Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda tres acciones para la atención de las embarazadas: asistencia de personal competente en el parto, disponibilidad de servicios obstétricos de urgencias en caso de complicaciones y una red de consultorios operativa que garantice referencia a urgencias.

06/GT/LR

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles. Acepto Leer más

A %d blogueros les gusta esto: