Inicio AgendaCuerpo Piden mejorar condiciones de mujeres en reclusión durante menstruación

Piden mejorar condiciones de mujeres en reclusión durante menstruación

Por Aline Espinosa Gutierrez
fotocárceldelitosdrogas_SoniaGerth

Ciudad de México. El acceso a productos de gestión menstrual no es efectivo para todas las mujeres en México, en particular para las persona en situaciones vulnerables, es por ello que la organización “Mujeres Unidas por la Libertad” junto con el Consejo para Prevenir y Eliminar la Discriminación de la Ciudad de México (Copred) realizaron “Periodo tras las rejas”, un diagnóstico a fin de evidenciar las dificultades que enfrentan las mujeres en situación de reclusión para gestionar sus menstruaciones. 

La integrante de “Mujeres Unidas por la Libertad”, Betty Maldonado explicó en conferencia de prensa que las autoridades de las prisiones no otorgan los productos de gestión menstrual, por lo que las mujeres quedan a total disposición de lo que sus familias puedan darles, sin embargo, la mayoría de ellas son olvidadas, lo que las mantiene en un constante estrés al no tener toallas y en riesgo de contraer enfermedades. 

Datos del diagnóstico demuestran que existen 219.117 personas privadas de la libertad en distintas prisiones del país hasta marzo de 2021, de las cuales 5.64 por ciento son mujeres. De esta cantidad, mil 440 están recluidas en el Centro Femenil de Reinserción Social de Santa Martha, y otras mil 581 en el Centro Femenil de Tepepan. La mayoría tiene entre 18 a los 59 años de edad, por lo que casi todas menstrúan cada mes. Ambas prisiones están sobrepobladas actualmente. 

De las 95 mujeres en reclusión que entrevistaron, dijo Camila González Ibáñez, no llaman a su menstruación como tal, sino que utilizan “la regla” o “ya llegó Andrés”, que son resultado, en parte, del desconocimiento de las mujeres hacia este proceso biológico y también a la opresión que existe para hablar sobre este tema. Su principal preocupación cuando comienzan a sentir dolores es conseguir toallas.

La segunda preocupación, agregó, son los dolores que vienen con la menstruación debido a que el servicio médico en las prisiones no les proporciona pastillas para los cólicos o el dolor del cuerpo, en suma, algunas de ellas deben tratar algunas otras problemáticas como un flujo abundante, síndrome de ovarios poliquístico, entre otros, que les exige a veces mayor cantidad de medicamentos o productos de gestión menstrual. Una mujer llega a menstruar hasta 3 mil días en toda su vida. 

​​“Automáticamente me pongo de malas. Odio porque me dan unos cólicos horribles, me molesta. Digo: “ay, no por favor, todos los meses es lo mismo. Lo único que me calma es la inyección, pero ya no me la quieren poner en el servicio médico” y “¡Qué horror, este lugar es de lo peor, si tienes cólicos no te dan pastillas!”, fueron las declaraciones que dieron dos mujeres en reclusión durante su entrevista. 

De las 95 mujeres entrevistadas, comentó Betty Maldonado, 13 de ellas dijeron que las incomodidades en su menstruación se relacionan según los productos que tengan a su alcance y al comportamiento de su cuerpo, mismo que les impide realizar sus actividades, ya que incluso si llegan a acceder a las toallas, éstas no son del mejor material y les causan reacciones en la piel y la ropa interior no es la apropiada. 

La menstruación, explicó Maldonado, es un proceso biológico y natural que consiste en la expulsión de sangre por parte del útero a través de la vagina, esto se manifiesta en la vida de una menor de edad desde los 12 años y termina hasta los 50 años. Este proceso tiene gran importancia en la vida de las mujeres, por ello es necesario que sea reconocido como tal por la sociedad, llamado por su nombre y atendido por las autoridades. 

“La menstruación debe ser digna en cualquier lugar. Es inhumano el trato de las mujeres que están privadas de su libertad. Tenemos que sumar esfuerzos para la reconciliación con este grupo vulnerable, el cual 65 por ciento de las mujeres que están privadas de la libertad están olvidadas por sus familiares. De verdad es increíble que las autoridades no visibilicen las condiciones y necesidades, tal parece que ellas no existen”, resaltó Maldonado. 

Por su parte, González Ibáñez enfatizó que en ambas prisiones el agua potable no está disponible todo el día, los baños y las regaderas no sirven, no hay un contenedor especial para desechar las toallas sanitarias, la comida no tiene buena calidad o es insuficiente, que las alejan de vivir una digna dentro de estos espacios. Cuestiones que con la llegada de la Covid-19 se agravaron. 

Ejemplo de ello, mencionó Ibáñez, es que las visitas familiares se vieron afectadas, y con ello el ingreso económico en el interior de las prisiones, por ello 40 de las mujeres en esta situación tuvieron que buscar la manera para comprar regularmente toallas sanitarias en la tienda de sus centros penitenciarios, esto incrementó su gasto y las que no pudieron solventar los precios se orillaron a emplear pedazos de tela o cubrebocas en sus menstruaciones.

“No hay una supervisión sobre la menstruación en las prisiones, lo que hace que las problemáticas se normalicen. Uno de lo que más hace falta dentro de estos espacios es la información y la gratuidad de los productos. Invitamos a crear conciencia sobre que la menstruación es un tema que no debe ser rodeado por tabúes”, añadió  Ibáñez. 

Ambas especialistas en el tema concluyeron que las autoridades deben ser más responsables hacia este tema y proporcionar de forma gratuita los productos de gestión menstrual y de aseo personal; mejorar los espacios (baños, regaderas, patios); asegurar el agua potable en todo momento, comida sana y suficiente; y permitir que las mujeres utilicen otros tipo de ropa que vaya acorde a los protocolos de vestimenta. 

Otras recomendaciones, dijeron, son la implementación de sitios para que las mujeres puedan lavar su ropa debido a la poca cantidad que tienen; brindar información sobre la menstruación, sensibilizar en el tema al personal; y dotar de medicamentos a los servicios de salud y tener personal médico adecuado.  

21/AEG/LGL

También en Cimacnoticias

Este Web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios el usuario acepta el uso que hacemos de las cookies. Sin embargo, el usuario tiene la opción de impedir la generación de cookies y la eliminación de las mismas mediante la selección de la correspondiente opción en su Navegador. En caso de bloquear el uso de cookies en su navegador es posible que algunos servicios o funcionalidades de la página Web no estén disponibles.Acepto Leer más

Skip to content